10 remedios naturales con los que combatir náuseas y vómitos

Para regular los síntomas de las náuseas existen pequeñas estrategias que no implican el uso de alguna droga. Los remedios naturales son muy eficaces y aunque los síntomas no desaparezcan por completo, permiten controlar a la gran mayoría e incluso desaparecer la probabilidad de regular la sensación de vómito por completo.

Todos estaremos de acuerdo en que las náuseas generan una sensación horrible. Se caracteriza por una sensación de pesadez y mareo que a menudo suele terminar en vómito. Pero ¿Cuáles son las principales causas? Se han podido identificar algunos detonantes bastante marcados, desde infecciones virales, pasando por problemas digestivos, dolores de cabeza fuertes, olores desagradables e incluso el embarazo. Hay quienes sufren de mareos o dolores de cabeza mientras viajan en el coche o cuando se encuentran a grandes alturas.

Por fortuna, hay un gran número de remedios naturales que pueden ser de gran ayuda para controlar este trastorno. Hoy veremos un pequeño listado de remedios caseros que han demostrado ser útiles en este tipo de situaciones desagradables.

Jengibre

El jengibre es un remedio eficaz para tratar las náuseas y para tratar los peores síntomas del embarazo. Además, es muy versátil, pueden hacerse infusiones, comerse en trozos o comprar caramelos a base de jengibre. También hay suplementos que tienen el mismo impacto para solucionar este tipo de situaciones incómodas.

Menta

La menta ha sido considerada durante mucho tiempo un remedio tradicional para tratar las náuseas, aunque las pruebas científicas sobre su eficacia no han sido comprobadas hasta el día de hoy ni son tan sólidas como las del jengibre. Mucha gente encuentra muy relajantes sus efectos, por lo que se ha dicho que todo suele ser culpa de los efectos anestésicos del mentol, ya que relaja los efectos en el estómago, alivia los calambres y regula el flujo de aire por la nariz.

Acupresión

La acupresión es usada ampliamente en la medicina alternativa. Consiste en aplicar presión en áreas específicas del cuerpo para aliviar síntomas de algunas enfermedades. De hecho, el punto de presión para tratar las náuseas estaría ubicado en la parte interna de la muñeca, a unas dos o tres pulgadas por debajo de la mano. Tú mismo puedes hacer, basta con hacer presión en ese punto durante unos minutos para que los síntomas de las náuseas empiecen a disminuir.

Beber agua

Si no puedes comer o beber debido a los síntomas de las náuseas, es posible que se puedan perder muchos líquidos debido a los vómitos y la sudoración. De hecho, la deshidratación puede hacer que las náuseas empeoren y consumir demasiado líquido puede aumentar la probabilidad de tener que vomitar. La mejor forma de usar esta alternativa es hidratarse bien a lo largo del día, y en caso de que los síntomas aparezcan, ir consumiendo agua en pequeñas dosis que no provoquen el deseo de vomitar.

Meditación o respiración profunda

Todo sabemos que la meditación es ampliamente usada para calmar el cuerpo y la mente, por lo que también puede ayudar a calmar los síntomas de las náuseas. Es una técnica de relajación basada en la respiración profunda, consiste en inhalar lentamente por la nariz manteniendo la respiración durante unos tres segundos y exhalar lentamente, repitiendo el ejercicio hasta que las náuseas desaparezcan.

Manzanilla

Las infusiones de manzanilla tienen un efecto sedante que puede ayudar a conciliar el sueño cuando se tienen náuseas. Además, pueden aliviar el estado ansioso. Te recomendamos hacer infusiones de manzanilla colocando agua caliente en una taza sobre una cucharada de flores de manzanilla secas o frescas y deja la mezcla a temperatura ambiente por al menos cinco minutos. Por último, quédate en cama hasta conciliar el sueño, te aseguramos que cuando despiertes las náuseas habrán desaparecido por completo.

Compresas de agua fría.

Una compresa refrescante colocada sobre la nuca puede ayudar a controlar las ganas de vomitar. Cuando se producen las náuseas, la temperatura corporal aumenta demasiado, por lo que la compresa de agua fría haría que la temperatura corporal bajará y disminuyeran los síntomas.

Jugo de limón

Los limones tienen altos niveles de ácido cítrico, un compuesto natural que ha sido relacionado con el bienestar estomacal y la digestión. Para tratar las náuseas, te recomendamos exprimir el jugo de algunos limones en un poco de agua y tomar durante algunos minutos. Otro buen consejo es hacer un perfume casero de limón. Basta con colocar unas cuantas gotas de limón con aceite esencial en una gasa e inhalarlo cuando tengas los síntomas.

Comida seca

La dieta más común cuando se sienten náuseas suele ser plátanos, arroz, manzanas y tostadas. De hecho, también se pueden consumir alimentos más sencillos como galletas o pan. Te recomendamos evitar a toda costa los alimentos fritos, los productos lácteos como el queso y la leche, la carne y alimentos con alto contenido de fibra hasta que las náuseas desaparezcan por completo.

Ejercicios de respiración

El aire fresco ha demostrado ser muy efectivo para aliviar los síntomas de las náuseas en muchas personas. Lo más importante a tener en cuenta para hacer que funcione es eliminar los olores desagradables o simplemente ayudar a concentrarse en algo más que en la sensación de las náuseas o las ganas de vomitar. Te recomendamos tener esta alternativa en cuenta sobre todo para los viajes en auto donde no se tienen a la mano medicinas para disminuir los síntomas.

NO TE LO PIERDAS!

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana
Invalid email address