5 asombrosas razones para beber té

Intestino perfecto: el té, especialmente el rojo, ayuda al estómago y al sistema digestivo en sus funciones naturales y es un excelente adyuvante en situaciones de peso. Después de una buena y abundante comida, el té rojo puede purificar el cuerpo y restablecer el equilibrio del hígado, el estómago y el intestino.

Estimulante: Al igual que el café, el té estimula la actividad cerebral debido a su contenido de teína, un excitante contenido naturalmente en las hojas de té. El contenido de teína en una taza de té común no es muy alto y por eso resulta ser una bebida adecuada incluso para los más pequeños, que buscan en el té un impulso en las largas tardes dedicadas a los libros. En té negro contiene otro alcaloide, la teobromina, que también puede estimular la actividad cerebral.

Un excepcional antiarrugas: el té es una fuente preciosa de antioxidantes naturales, que contrarrestan el envejecimiento y combaten los radicales libres, los primeros responsables de las arrugas de expresión y los más profundos.

Tener bonitos dientes: Es difícil decir con precisión que el té da dientes bonitos. Sin embargo, se ha demostrado que gracias a su poder antioxidante ayuda a combatir y prevenir la caries dental. Además, el té es menos pigmentado que el café. Como resultado, no podrá ver que sus dientes se vuelven amarillos gracias a esta bebida.

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

Aliado contra el mal aliento. El mal aliento o halitosis se debe a la acción de ciertas bacterias que crecen, sobre todo, en la parte trasera y los bordes de la lengua. Al tener este efecto antibacteriano, beber té puede ser de ayuda a la hora de combatir el mal aliento.

Para hidratar: Es difícil para las personas que quieren beber más agua alcanzar su meta diaria. Si toma té, necesariamente mejorará su consumo de agua, ya que está hecho principalmente de este líquido. Son suficientes 3 tazas grandes al día para beber un litro de agua como mínimo. En invierno, disfrutará del calor del té y, en verano, el té helado le refrescará.