5 cosas que necesitas saber antes de ser vegetariano

Nunca se ha hablado tanto del veganismo como se hace actualmente, estrellas como Madonna, Will.i.am y Moby son solo algunos nombres en una larga lista de celebridades que ahora hacen parte de este estilo de vida. Si estás considerando hacerte vegetariano por razones de salud, éticas o medioambientales, es importante tener en cuenta 5 aspectos importantes antes de comenzar con los cambios.

No tienes que hacerte vegetariano de golpe

Es mejor cuando el cambio es gradual, porque se ha demostrado que las personas que se cambian al vegetarismo poco a poco tienen más posibilidades de éxito. Puedes empezar enriqueciendo tu dieta con alimentos vegetales e ir eliminando gradualmente los alimentos de origen animal, especialmente los procesados o refinados. Fíjate una meta e intenta alcanzarla a tu propio ritmo y sin presiones. Volverse vegetariano es un cambio total en el estilo del día a día y toma tiempo acostumbrarse.

Otra forma útil para hacer la transición es ir agregando comida vegetariana poco a poco en la dieta. Por ejemplo, puedes comenzar con el desayuno, luego añadir la cena, y después el almuerzo hasta que la dieta sea 100% vegetariana.

Actualmente, poner en marcha este tipo de dieta es más fácil que nunca porque hay muchas alternativas veganas a la mayoría de platillos, por lo que no tienes que renunciar al sabor de tus comidas favoritas.

Seguramente necesitarás suplementos adicionales

Una dieta vegetariana puede proporcionarte todos los nutrientes que tu cuerpo necesita. Sin embargo, sin una planificación adecuada de la mano con un experto puedes pasar por algunas deficiencias nutricionales y será necesario agregar algunos suplementos.

Los vegetarianos deben prestar mucha atención a su consumo de calcio y vitamina B12. Por suerte, estos nutrientes se añaden a muchos alimentos, pero también se pueden encontrar en algunos alimentos de origen natural.

Vitamina B12

Si estás pensando en empezar con la vida vegetariana, es importante fijarte el objetivo de consumir cada día alimentos ricos en vitamina B12. De hecho, es muy sencilla de encontrar, ya que está presente en alimentos como cereales, bebidas de soja, arroz y también se puede conseguir como suplementos diarios.

Calcio

Los productos lácteos son la principal fuente de calcio en una dieta común, pero este alimento no hace parte de las dietas vegetarianas, ya que eliminan todos los alimentos de origen animal. Aun así, el calcio se encuentra naturalmente en las verduras de hoja verde, el tofu, el tahini, y se agrega a algunos alimentos como la soja, las bebidas de arroz, el zumo de naranja y los cereales de desayuno.

Se ha demostrado que el riesgo de sufrir fracturas es igual para los veganos que consumen 525 miligramos de calcio al día que para los que comen carne, pescado y beben leche. Algunos de los alimentos veganos con mayores cantidades de calcio son la col rizada, el bok choi y las almendras.

Vitamina D

El cuerpo humano puede sintetizar naturalmente la vitamina D a partir de la luz solar. Pero, cuando llega la época invernal y el sol no suele salir, conseguir la cantidad adecuada de esta vitamina se hace mucho más difícil. Algunos de los alimentos con mayor contenido de vitamina D son los cereales para el desayuno, el zumo de naranja o la leche de soja. Sin embargo, puede que sea mejor opción tomar suplementos diarios.

Será necesario buscar nuevas fuentes de proteínas

La carne es una de las principales fuentes de proteínas, al no poder comerla, es mejor empezar a considerar algunas alternativas.

Las proteínas pueden ser consideradas como bloques de construcción en los que se construye la vida de nuestros cuerpos y se compone de aminoácidos esenciales para el crecimiento y la reconstrucción de las células. Algunos de los alimentos disponibles para los vegetarianos que contienen una buena fuente de proteínas son las lentejas, la soja natural y la quinua.

Aprende a comprender las etiquetas de los productos

Entender lo que se encuentra en las etiquetas de los productos para una persona vegetariana debe ser un hábito, incluso si se trata de alimentos no vegetarianos. Es importante comprobar si los ingredientes incluyen cochinilla (derivada del insecto cochinilla), sebo, gelatina, manteca de cerdo, cualquier derivado de la carne, caseína o suero. Hay mucha información disponible en internet para informarte y poder identificar los ingredientes que no son veganos y que también podrían estar presentes en algunas barras de cereales o en ciertos tipos de pan y que no son fácilmente detectables.

No olvides que siempre puedes comer afuera

Muchos restaurantes han cambiado sus menús para ofrecer alimentos y cursos de comida vegetariana. Los restaurantes enfocados en este tipo de alimentación van en aumento y se han convertido en una gran alternativa para aquellos que quieren probar cosas nuevas o se sienten atraídos por las dietas vegetarianas.