China construyó en cinco días un nuevo hospital de 1.500 habitaciones para los pacientes de COVID-19 

El sábado en Nangong, una ciudad china al sur de Beijing, se terminó la construcción de un hospital de 1.500 habitaciones para los enfermos de COVID-19, que se construyó en cinco días, según la agencia de noticias china Xinhua.

Nangong está situada en la provincia de Hebei, que junto con Heilongjiang es una de las dos regiones en las que actualmente hay importantes brotes de transmisión de coronavirus en China; Hebei es motivo de especial preocupación para las autoridades chinas, ya que está situada alrededor de la capital. Se está construyendo otro hospital, con tres mil habitaciones, en Shijiazhuang, la capital de Hebei. Actualmente, según Xinhua, entre Nangong y Shijiazhuang hay 645 personas hospitalizadas por COVID-19.

La pandemia de coronavirus había comenzado en China, pero no se habían registrado más muertes por COVID-19 entre mayo de 2020 y el 14 de enero de este año. La Comisión Nacional de Salud para la Prevención de Enfermedades dijo que las últimas infecciones se están propagando con especial rapidez y son «más difíciles de contener». La comisión dice que estos casos están relacionados con la llegada de personas y mercancías del extranjero.

De los 130 nuevos casos registrados por la comisión el viernes, 90 están en Hebei. El sábado, el gobierno local de la provincia habló de otros 32 casos que se añadieron durante la noche.

También puedes leer: ¿Cuál es la variante brasileña del coronavirus y por qué preocupa tanto?