Belleza

5 factores que provocan la flacidez de los senos y algunos ejercicios para tonificarlos

Al igual que hacemos lo posible para combatir las canas y las arrugas, también debemos luchar contra la flacidez de los pechos. ¿Por qué? Este es uno de los indicadores más claros del paso del tiempo en nuestro cuerpo. Sin embargo, aunque se trata de un proceso natural, es importante saber que ciertos factores pueden contribuir a que los senos se caigan antes de lo esperado. Vamos a conocerlos:

Embarazo

Durante el periodo de lactancia, los ligamentos que sostienen los senos se colapsan para asegurar su elasticidad y tono. Por lo tanto, la lactancia materna es un factor que desencadena la caída de los pechos ya que estos no regresan a su posición inicial.

Gravedad

Sí, la gravedad afecta directamente a las mujeres, especialmente a las que tienen pechos grandes, puesto que cuanto mayor sea la masa, mayor será el efecto de la gravedad y la caída de estos.

Sedentarismo

Es importante fortalecer los músculos encargados del soporte de los senos, ya que un tono muscular fuerte solo puede mantenerse con ejercicio.

Sujetadores

Aunque aún no se ha confirmado que el uso de sujetador cause la caída de los pechos, muchos terapeutas y fisioterapeutas desaconsejan su uso. De hecho, esta prenda no neutraliza los efectos de la gravedad, pero puede atrofiar los pezones.

Factores hormonales

La menopausia es un periodo que puede provocar una relajación y caída natural de los senos.

Ahora, existen algunos ejercicios que pueden ayudar a prevenir este tipo de caídas, pero es importante saber que solo la constancia y la precisión en los ejercicios pueden ayudar a conseguir unos resultados positivos.

  1. Acuéstate con las rodillas dobladas y levanta unas pesas hasta que los brazos estén completamente extendidos. Ahora, baja ambos brazos hacia el pecho, doblando los codos y manteniéndolos abiertos a la altura del pecho.
  2. Inclínate ligeramente hacia delante teniendo las rodillas dobladas y los brazos bajando en línea con los hombros. Ahora, manteniendo los codos cercanos al cuerpo, levanta las pesas por encima de las caderas y bájalas lentamente hasta conseguir la posición inicial.
  3. El tercer ejercicio es muy similar al primero, pero debes mantener ambas piernas levantadas. Aquí, además de fortalecer el pecho, también vas a tonificar la zona abdominal.
  4. En este ejercicio, acuéstate sobre tu espalda y extiende tus dos brazos por encima de tu cabeza, agarrando una sola mancuerna con ambas manos. Ahora, manteniendo los brazos extendidos, lleva la mancuerna detrás de la cabeza.
  5. El quinto ejercicio comienza estando de pie, inclínate hacia adelante y extiende tu pierna detrás de ti para que el peso de tu cuerpo descanse sobre la otra pierna, es importante que puedas mantener el equilibrio.
  6. Por si no lo sabias, las flexiones son un gran ejercicio para tonificar el pecho. Solo debes colocar el peso de tu cuerpo sobre las manos mirando hacia delante y apóyate con las puntas de tus pies para realizar el ejercicio.

También hay ejercicios que no requieren mucho tiempo y que puedes hacer en el trabajo o mientras haces las tareas domésticas, por ejemplo, trata de sostener una pelota entre los codos a la altura del pecho, luego contrae con fuerza, respira y mantén la posición.