LifeStyle

Co-wash: el método para lavarse el cabello sin usar champú

Debemos iniciar diciendo que el término co-wash viene del inglés “lavado solo acondicionador”. Esto significa no utilizar el champú tradicional y depender únicamente del acondicionador, sin importar cuantas veces a la semana te laves el pelo. Se trata de una tendencia en alza, que busca construir una rutina de cuidado del pelo alrededor de productos más naturales y menos agresivos.

Esta forma de lavado elimina progresivamente el uso de productos que tengan petrolatos, sulfatos, parabenos, o siliconas, dependiendo únicamente  del acondicionador para la limpieza.

Quienes siguen el método, usan un acondicionador más liviano para lavar y uno más consistente o una crema de tratamiento para suavizar.

¿Quiénes pueden utilizar este método de co-wash?

Este sistema está especialmente recomendado para las mujeres con cabello grueso, áspero, seco o rizado. Si tu cabello es delgado y fino, el co-wash no le agregará textura, sino que seguirá igual de plano. El co-wash puede ser una excelente manera de reponer las fibras secas y devolverle la vida al cabello.

Es una técnica que se utiliza especialmente en la temporada de verano, cuando el cabello se ensucia más y necesita un lavado más frecuente.

Los defensores de esta técnica de co-wash están convencidos de que el champú es una sustancia excesivamente agresiva para la piel y nuestro cuero cabelludo. Por esta razón, la tendencia de lavarse el cabello eliminando el champú se está volviendo cada vez más popular.

La alternativa también podría ser realizar el co-wash de vez en cuando, alternando con lavados de champús muy habituales. Todo se puede adaptar perfectamente a las necesidades de tu cabello. Quienes lo han probado afirman que da excelentes resultados. El cabello parece más sano, brillante y más suave.

Pero ¿Qué contradicen algunos expertos?

Según la Academia Española de Dermatología y Venereología (AEDV), debemos lavar el pelo con champú porque es un producto que nos asegura la higiene capilar. No hacerlo puede dar lugar a que la grasa y la suciedad se acumulen en el cuero cabelludo, con el mal efecto estético que esto produce, y no solo eso, sino que puede favorecer la aparición de microorganismos e infecciones. El tema no es para tomárselo a la ligera. Así que cuidado con las modas que cobran notoriedad en territorio online porque pueden no estar bien fundamentadas y siempre debemos comprobar la información. Los dermatólogos aconsejan escoger champús suaves, mejor si no contienen alcohol, fragancias y algunos conservantes, como los surfactantes.

¿Cuándo podemos usar el método de co-wash?

Se puede usar cuando quieras, pero es excelente para cuando tienes poco tiempo y sales del gimnasio o de un día de mucho calor y sientes que necesitas lavar el pelo para eliminar el sudor, pero no quieres usar champú nuevamente. Si tu cabello está teñido, es muy bueno para alargar los tiempos de lavado con el champú tradicional.

¿Cómo debemos utilizar el co-wash?

  • Una vez que tu acondicionador sea un producto limpio, vas a aplicarlo sobre el cabello mojado y masajea en círculos sobre el cuero cabelludo, repártelo de manera uniforme desde la raíz hasta las puntas para que todo el cabello reciba esa dosis de hidratación.
  • Déjalo actuar por el tiempo que normalmente dejas el champú en tu cabello, por lo general, es de cinco a diez minutos.
  • Desenreda tu cabello en la regadera con un peine de cerdas anchas.
  • Enjuágalo con agua fría o tibia, ya que el agua caliente favorece a la aparición de friz en el cabello.