10 razones por las que comer tomates es bueno para tu salud

Gracias a que es una verdura rica en agua, carbohidratos, fibra, vitaminas A, C, B3 y E, el tomate es un vegetal esencial en la dieta mediterránea. No solo es un alimento sabroso, sino que también es saludable. Aquí te damos las razones:

SON BUENOS PARA LA PIEL

Los tomates contienen un alto nivel de licopeno, una sustancia utilizada en muchos limpiadores faciales.

Consejo: pele un tomate y colóquelo sobre la piel de la cara, con la pulpa de tomate dentro. Dejarlo durante unos diez minutos y luego lavar. La cara estará limpia y brillante.

AYUDA A PREVENIR EL CÁNCER

Se han realizado varios estudios que indican que los altos niveles de licopeno en los tomates ayudan a reducir las posibilidades de desarrollar cáncer de próstata, colorrectal y estómago.

De hecho, el licopeno es un antioxidante natural que actúa eficazmente para retardar el crecimiento de las células cancerosas.

Además, los tomates cocidos producen aún más licopeno.

FORTALECE LOS HUESOS

Los tomates contienen una cantidad significativa de calcio y vitamina K. Ambos de estos nutrientes son esenciales para fortalecer los huesos.

REEMPLAZA EL DAÑO CAUSADO POR EL HUMO

Los tomates contienen ácido cumárico y ácido clorogénico que protegen el cuerpo de los carcinógenos producidos por el humo del cigarrillo.

PROPORCIONAR ANTIOXIDANTES ESENCIALES

Los tomates contienen grandes cantidades de vitamina A y vitamina C.

Estas vitaminas funcionan como antioxidantes para neutralizar los radicales libres dañinos en la sangre. Los radicales libres en el torrente sanguíneo son peligrosos porque podrían causar daño a las células.

SON BUENOS PARA EL CORAZÓN

Gracias a la vitamina B y al potasio, los tomates son útiles para reducir los niveles de colesterol y disminuir la presión arterial.

SON BUENOS PARA EL PELO

La vitamina A en los tomates mantiene el cabello brillante y fuerte.

SON BUENOS PARA LOS RIÑONES

Agregar tomates sin semillas a la dieta reduce el riesgo de cálculos renales.

SON BUENOS PARA LOS OJOS

La vitamina A contenida en los tomates mejora la vista y ayuda a prevenir el desarrollo de la ceguera nocturna.

AYUDA A LA CICATRIZACIÓN

La aplicación tópica de jugo de tomate se utiliza para curar quemaduras. El consumo diario de tomate protege la piel contra los rayos UV. El tomate ocupa un lugar destacado en la preparación de productos contra el envejecimiento.