¿Cómo combatir la celulitis con la alimentación?

La celulitis es una afección común que afecta a gran mayoría de las mujeres, y no se trata de un problema especial para personas con obesidad o sobrepeso. Desafortunadamente, no se ha desarrollado una dieta que pueda solucionar o evitar el desarrollo de la celulitis. Sin embargo, existen una serie de pautas dietéticas y comportamentales que pueden ser aplicadas por aquellas que quieran ver alguna diferencia o mejora en su condición.

Para mejorar o solucionar esta patología, es muy importante comenzar a invertir en un mejor estilo de vida, ya que los malos hábitos y la inactividad física tienen un claro efecto negativo que potencia la aparición de este tipo de marcas.

Por eso, veamos algunos consejos nutricionales para comenzar a tratar el problema:

Aumenta el consumo de alimentos de fácil digestión y con alto contenido de fibra, por ejemplo, frutas, verduras, cereales y alimentos integrales.

Evita comer con frecuencia alimentos que dificulten la retención de líquidos y empeoren las condiciones de hinchazón, como puede ser el consumo excesivo de sodio. Por lo tanto, para sazonar bien los alimentos es mejor usar especias, hierbas y plantas.

También debes reducir el consumo de comida rápida, alimentos procesados o grasos, dulces y fritos. Además de limitar el consumo de bebidas alcohólicas, azucaradas y el café.

Consume verduras diuréticas como espárragos, verduras de hojas verdes, remolacha, judías verdes, piña, calabaza, cebolla y ajo.

Cocina los alimentos al vapor, usa más el horno, tuesta y decora usando aceite de oliva virgen extra.

La dieta, además de equilibrar el organismo y ser fácil de digerir, debe centrarse en evitar o reducir el estreñimiento, la retención de líquidos y la hinchazón baja, ya que estos efectos juegan un papel negativo en la aparición de la celulitis.

Mantenerse hidratado es de las cosas más importantes, recuerda que se deben tomar al menos 2 litros de agua cada día. Beber la cantidad adecuada de agua ayuda a la eliminación de toxinas del cuerpo y a tener un impacto relevante en la microculación.

Aumentar el consumo de alimentos con altos índices de potasio ayudar a combatir la aparición de la celulitis, puesto que este mineral contribuye a la eliminación de líquidos. Puedes encontrarlo en las patatas, la calabaza, las alubias, las espinacas, los albaricoques, los aguacates y las uvas.

Recuerda que el uso de ropa demasiado ajustada dificulta la circulación linfática en las extremidades inferiores. También es útil someterse a masajes que favorezcan el drenaje linfático y la circulación de la sangre, estos no eliminan la grasa, pero ayudan a tonificar los tejidos. Por último, las cremas y productos que dicen ser anticelulíticos son completamente ineficaces para tratar el problema y solo se pueden obtener resultados por medio de una buena dieta y un mejor estilo de vida en general.