¿Cómo limpiar y cuidar las superficies de mármol?

El mármol es delicado y necesita cuidados de limpieza especiales. Por eso, te guiamos para que cuides este material de la mejor manera.

Este material que ha sido utilizado desde hace siglos, lo podemos encontrar en la historia y cultura de la humanidad. Es un material referente para la elaboración de piezas de arte, artículos y superficies. Es un material tan hermoso como igualmente delicado.

El mármol es un material que es utilizado con frecuencia en los hogares. Lo podemos encontrar en la cocina, baños y hasta los suelos. Si escoges construir parte de los lugares de la casa con este material, es bueno que tengas presente que es muy bello, pero igualmente delicado de tratar y limpiar.

La principal cualidad de esta piedra es su delicadeza, por tanto, para limpiarla se deben utilizar algunas herramientas y productos delicados que no sean agresivos. Podemos encontrar una variedad de productos adecuados en el mercado para su cuidado, pero para los amantes de productos naturales existen algunas sustancias que podrían favorecer mucho.

Con frecuencia sucede que algunas superficies de la casa y los pisos hechos en mármol se ensucian con comida, bebida u otras sustancias.

Sigue estos sencillos consejos que te ayudarán a mantener en perfectas condiciones todas tus superficies hechas en mármol:

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.
  • Para limpiar el polvo de los pisos en mármol, solo debes limpiarlos con un paño de microfibra seco.
  • Para limpiar superficies que no tengan manchas en particular, lo correcto es humedecer un paño de microfibras y realizar la limpieza.
  • Para lavar los pisos, procede a disolver un poco de jabón líquido natural en agua, utiliza un trapo para limpiar y después enjuaga con agua tibia.
  • Para las manchas de grasa que se producen en las encimeras de la cocina hechas en mármol blanco, se recomienda hacer una pasta de fécula de patata y bicarbonato, mézclalos con agua hasta formar una pasta cremosa y déjala allí hasta que absorba la grasa totalmente.
  • En cuanto a las manchas que se producen sobre otros tipos de mármol, lo mejor es utilizar un paño de microfibras o una esponja con jabón líquido para luego enjuagar bien con agua tibia.
  • Un gran consejo de las abuelas es tomar un suéter de lana viejo y frotarlo fuertemente sobre el mármol limpio. Esto permitirá mantener el mármol impecable, brillante y pulido.
  • Otra recomendación es hacer una pasta con bicarbonato, extender una fina capa de esto sobre la superficie sin frotar y dejar actuar la pasta por 20 minutos. Luego continúe delicadamente con el enjuague.

Lo que no se debe utilizar.

Debido a la gran delicadeza de este material y para no causarle daños, se recomienda evitar cualquier tipo de sustancias abrasivas y corrosivas. Por lo tanto, no se debe usar por nada del mundo ácidos cítricos, vinagre, detergentes agresivos, zumo de limón y algún tipo de herramientas que puedan rayar las superficies.

El bicarbonato no se debe usar en forma de polvo sobre el mármol, porque le puede ocasionar daños. Para no tener riesgos con esta sustancia, es suficiente con crear una mezcla suave.

Muchos utilizan el vinagre para limpiar muchas superficies, pero en el caso del mármol, los daños serían más grandes que los beneficios.