Cómo ser elegante en 8 pasos

Las personas que conocen y muestran un alto nivel de etiqueta suelen ser percibidas como elegantes, y, aunque no hayas nacido o crecido en un ambiente elegante, es algo que puedes aprender observando y conociendo los protocolos de etiqueta y algunos consejos.

Desde ahora debes ir aprendido a vivir en paz contigo mismo/a, ya que no puedes hacer nada para evitar que la gente te juzgue por tu aspecto, así que solo usa lo que más brinde comodidad y estilo. Por cierto, no tienes que vaciar tu cuenta bancaria para lucir un aspecto elegante, solo tienes que saber elegir lo que vas a vestir.

Estos son los mejores consejos para perfeccionar tu aspecto y estilo:

Postura: es importante que te mantengas erguido y con la cabeza erguida al caminar. Tampoco debes encorvarte cuando te sientes. Recuerda que tu lenguaje corporal dice mucho sobre ti.

La forma de hablar: una persona elegante habla con seguridad de los temas que conoce, además, sabe escuchar y brindar comodidad a las personas con las que está conversando. Para hablar con elegancia es importante sonreír a menudo y establece contacto visual mientras se habla con claridad. Tampoco presumas mucho de ti mismo ni des demasiada información personal para no parecer arrogante o egocéntrico.

Expresión facial: no frunzas el ceño, tampoco es necesario que sonrías todo el tiempo, pero si trata de mantener una mirada amable.

Vestimenta: vístete adecuadamente. Si tienes dudas sobre qué tipo de ropa usar para cada situación, busca ayuda de un asesor de imagen y aprende a combinar las prendas. Nunca uses ropa arrugada o sucia y tómate tu tiempo para limpiar tus zapatos.

La forma de actuar: para ser percibido por los demás como una persona elegante, es importante actuar con dignidad y equilibrio, no tengas actos o reacciones infantiles para llamar la atención. Para actuar con elegancia es importante evitar ser escandaloso, además de evitar actos vergonzosos como borracheras y discusiones en público.

Maquillaje: un maquillaje discreto siempre será la mejor opción. Comienza limpiando tu rostro y eligiendo un rasgo para realzarlo. La mayoría de expertos en maquillaje recomiendan resaltar los ojos o los labios, pero nunca ambos.

Toma clases para mejorar o aprender cosas nuevas: desarrolla tu gusto por las artes, comienza a asistir a conciertos, visita museos, también aprende sobre la cultura y costumbres de aquellos lugares a los que vayas a viajar.

Aprende buenos modales en la mesa: deja propinas en los restaurantes y en cualquier otro lugar donde te atiendan. También sé amable y generoso con el personal del lugar y los otros clientes. No olvides aprender a usar bien los cubiertos.