Coronavirus: Una mutación ha hecho que el virus sea más contagioso

Una mutación aleatoria de este coronavirus lo ha hecho más contagioso sin hacerlo más peligroso para los humanos.

Según un gran estudio realizado en Houston, el coronavirus en cuestión, el SARS-CoV-2, ha vuelto a cambiar en los últimos meses. El patógeno ha acumulado varias de estas mutaciones genéticas con el resultado de que se ha vuelto más contagioso. Específicamente, se habla nuevamente de un cambio en la proteína spike, el gen D614G.

Se trata del mayor estudio realizado en los estados sobre la secuencia del genoma del SARS-CoV-2. Esta mutación se llama deriva neutra, un cambio genético aleatorio que no ayuda ni daña al propio virus.

Los investigadores observaron que durante la primera oleada, esta mutación apareció en el 71% de los casos mientras que actualmente se encontró en el 99,9% de los casos. Otros estudios han demostrado que la mutación D614G se ha convertido en la mutación más común a nivel mundial, una forma dominante.

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

Coronavirus: mutaciones que ayudan al virus

Las palabras de Ilya Finkelstein, profesora asociada de biociencia molecular en la Universidad de Texas: «El virus continúa mutando mientras destroza el mundo. Los esfuerzos de vigilancia en tiempo real como nuestro estudio asegurarán que las vacunas y terapias globales estén siempre un paso adelante».

Esta mutación subraya una vez más un punto importante: limitar el contagio no sólo es importante para salvar a las personas, sino también para evitar que el virus mute libremente, aumentando así las posibilidades de que mute más rápidamente. Ahora estamos viendo los efectos de la primera ola con la segunda y probablemente, siguiendo el curso de otras pandemias, incluso se espera una tercera.

También puedes leer: Coronavirus: se descubre una proteína que puede debilitar al virus