Belleza

Cosas que no debes hacer si quieres bajar de peso

Ten en cuenta que siempre debes llevar una dieta equilibrada y nutritiva, además de practicar algún deporte para obtener buenos resultados.

Existen infinidades de hábitos erróneos que se ejercen cuando se quiere perder peso, entre ellos está el saltarse las comidas, pero no es el único. A continuación, te contaremos algunas cosas que no debes hacer si quieres bajar de peso.

No lleves una dieta con muchas restricciones ni dejes de comer.

Disminuir completamente las porciones de comida sí te ayudará a perder peso, pero te traerá graves consecuencias, ya que afectarías al tejido muscular en vez de afectar al tejido graso.

Cuando reduces el consumo de alimentos, el cuerpo recibe un falso mensaje lo que provoca que empiece a almacenar grasa. Por esta razón, cuando vuelves a comer con normalidad, el cuerpo utiliza esa grasa que almacenó, ocasionando una subida de peso peor que el estado inicial.

En lugar de hacer esto, solo reduce un poco las raciones e incluye proteínas y fibra a tu alimentación para que puedas estabilizar los niveles de glucosa en la sangre y así, evitar que los niveles de azúcar incrementen.

No utilices suplementos o píldoras dietéticas sin una buena alimentación.

Primero, conozcamos la diferencia entre los suplementos y las píldoras: Los suplementos se pueden adquirir de forma independiente, mientras que las píldoras son recetadas por médicos. Los suplementos ayudan al mantenimiento de la figura, debido a que ayudan a asimilar menos grasas y carbohidratos o también estimular el metabolismo; en cambio las píldoras generan una sensación de llenura para reducir el consumo de alimentos.

Ahora sí, lo que radica en una equivocación con respecto a este aspecto es que se sigue una mala alimentación, ya que se tiene plena confianza en las acciones que realicen los suplementos o también las píldoras. Los suplementos no reemplazan una buena alimentación, ni mucho menos actúan como un reductor de abdomen si no se lleva una dieta saludable y equilibrada.

Nada de dietas líquidas.

Purificar a través de sopas y zumos de frutas y verduras es una buena idea, pero solo si estas preparaciones se incluyen en una dieta saludable y equilibrada. Consumir solo alimentos líquidos es peligroso para la salud, ya que genera deshidratación y desequilibrio electrolítico: acompañado de las toxinas, se deshacen de sustancias importantes para el organismo, incluida el agua. Los riñones y el hígado también son responsables de la desintoxicación, por lo que hacer que se sobre esfuercen al bombardearlos con más líquidos podría provocar graves daños al organismo.

Mejor toma infusiones y bebidas que te ayuden con la desintoxicación del cuerpo, pero nunca sin tener la barriga vacía. Para el desayuno es bueno agregar alimentos ricos en fibra, ya que esto contribuyen en el proceso digestivo, lo que mejora el tránsito intestinal y la expulsión de toxinas.

No te excedas con los entrenamientos.

A menos de que seas un atleta profesional, hacer actividad física intensa no será nada bueno. De hecho, el exceso de entrenamiento no hará que bajes de peso rápidamente.

Si quieres que tus rutinas sean más intensas, mejor escoge hacer media hora de cardio moderado 5 veces por semana o, si quieres, solo 3 días si se aumenta la velocidad y la potencia. También agrega ejercicios de fortalecimiento muscular.

De esta forma, hacer ejercicio no se volverá algo tedioso o complicado, sino que te sentirás motivado por mucho tiempo. Además, los ligamentos y las articulaciones no se dañarán por el desgaste.

No debes fumar para evitar la sensación de hambre.

A pesar de que muchas personas conocen las consecuencias que trae para la salud el tabaquismo, muchos lo utilizan como un método para bajar de peso. Es cierto que la nicotina es un inhibidor de la sensación de hambre, pero eso no es excusa para usarlo.

El tabaco deteriora casi todos los órganos del cuerpo, causando enfermedades nocivas como el cáncer, en especial en los sistemas cardiovascular y respiratorio.

Publicaciones relacionadas