¿Cuánto peso se pierde después de ir al baño?

Esta es una pregunta que muchos se hacen, pero ¿realmente perdemos peso teniendo un buen comportamiento intestinal? Esto es lo que nos indica la ciencia.

Casi todos tienen la esperanza de que acudiendo al baño con frecuencia esto ayude a mantener la línea, y en parte lo es, pero solo en lo que corresponde al aspecto físico y no al fondo. Al liberarse con regularidad, el estómago puede parecer más plano, pero en lo que respecta a la pérdida de peso real, la ciencia aclara las cosas.

Cuando hablamos de pérdida de peso, nos referimos a la pérdida de masa grasa, por lo que muchos se preguntan si esto se puede dar luego de deshacernos de las heces y la orina todos los días. Esto es lo que respondieron los científicos.

La respuesta de la ciencia

Evidentemente, ir al baño nos permite sentirnos mucho más  ligeros, pero esto no significa que al liberarnos realmente perdamos peso corporal, por ello la ciencia confirma que no perdemos peso.

En realidad, deshacerse de las heces y la orina, sobre todo de esta última, realmente hace que se pierdan líquidos y desechos que se restituirán posteriormente.

Pero ¿Cuánto es el peso real de las heces y la orina que expulsamos de nuestro organismo a diario? Un estudio británico hecho en 1992 pudo deducir que el peso promedio de las heces que expulsamos en un día era de 106 gramos, con un mínimo de 72 gramos y un máximo de 471 gramos.

En lo que tiene que ver con la orina, nuestro organismo elimina en promedio 1,5 litros en un solo día, a través de 3 o 5 veces que acudimos al baño.

Por lo tanto, los científicos afirman que defecar y orinar ciertamente no le hacen perder peso, pero liberar el intestino diariamente eliminaría en gran parte el riesgo de desarrollar cáncer de colon.

En consecuencia, llevar una vida sana, comer muchos alimentos ricos en fibra y beber abundantes líquidos, hará que nuestro organismo se mantenga sano, pero si queremos adelgazar, la manera correcta será la actividad física y, desde luego, una dieta controlada.