¡De no creer! padre graba a su hija viendo televisión enrollada con una serpiente pitón

Un padre grabó un video de su hija pequeña en el sofá de su casa viendo televisión junto a una pitón de 3,6 metros de largo. Las imágenes, publicadas en Facebook, se hicieron virales en pocas horas y causaron una gran indignación entre los internautas por la poca responsabilidad del hombre al exponer a su hija a semejante peligro.

Pero ¿Qué tipo de animales son las serpientes pitón?

La serpiente pitón no es venenosa, sino constrictora, y muy poco se ha escuchado de mordeduras ocasionadas por esta especie. Sin embargo, se aconseja la máxima precaución, ya que, pueden llegar a embestir u atacar al sentirse amenazadas o en peligro. A esta especie también se le llama pitonidos o pitones, son pertenecientes a la familia designada como “pythonidae” que como ya dijimos pertenecen a las especies de serpientes constrictoras.

Estas serpientes cuando son adultas pueden llegar a medir de 1 a 8 metros de longitud total, estos tamaños tan impresionantes han llevado consigo que la misma alcance grandes récords de longitud.

Gran polémica en la red

Ed Taoka, un conocido YouTuber, ha escandalizado a todos sus seguidores después de hacer público un vídeo en el que se puede ver a su hija, de tan solo cuatro años, viendo la televisión acompañada de una mascota bastante inusual: una serpiente pitón de más de tres metros y medio.

Pocos han sido los internautas que ya han visto el video (que lleva más de 8 millones de reproducciones) que no se hayan llevado las manos a la cabeza luego de ver cómo Taoka grababa a su pequeña sentada y viendo la televisión mientras una serpiente de enormes dimensiones merodeaba a su lado.

Y es que, en el clip, de apenas 39 segundos de duración, se aprecia cómo la pequeña está sentada en el sofá de su casa mientras junto a ella, y sobre una de sus piernas, se encuentra una pitón reticulada de 3,6 metros. El reptil, que durante casi toda la grabación permanece inmóvil y como si también estuviese pendiente del televisor, en un momento dado bosteza luciendo su considerable boca y dejando ver su lengua antes del final de la grabación.

Son muchos los que han recriminado a Ed Taoka, residente en Londres, que tenga una serpiente así como mascota, y que, además, exponga a su hija al peligro que conlleva, aludiendo a la imprevisibilidad en la conducta del reptil y su instinto natural.

La serpiente pitón como mascota

Tener una serpiente pitón como mascota, un reptil que puede crecer de forma desmesurada, conlleva una gran responsabilidad hacia uno mismo, su familia, los vecinos y la propia mascota.

No es cosa de broma, la serpiente pitón como mascota es un peligro latente que no debe ignorarse.

Tener un animal que puede apretarte a ti, o a cualquier miembro de tu familia, para triturarte seguidamente, no parece a priori la mejor de las decisiones. Pero cuando somos adultos algunos nos volvemos muy peculiares, y ciertamente convivir con un ser tan peligroso es una peculiaridad muy grande. El espacio que precisa una pitón adulta es de 3x1x2 metros como mínimo, y con temperatura y humedad constante, estos son otros grandes motivos para evitar su convivencia.

Pero Taoka cansado de las críticas escribió lo siguiente en su cuenta de Facebook: “Mi hija está perfectamente segura. La interacción entre cualquier animal y un niño tiene que ser siempre supervisada. No, no la está examinando (como una presa). Eso es un estúpido mito. Las serpientes no tienen deseos de mordernos y comernos. ¿Saben lo que le gusta comer a estas serpientes? Ratas. Ama las ratas. No comerá ninguna otra cosa”. Y añade: “Por amor de dios, intenté darle un conejo, pero es una señora muy exquisita. Solo come ratas descongeladas”.

También dijo que la serpiente, de nombre Cher, es un animal domesticado, que como cualquier otro animal bosteza.