Salud

Deficiencia de vitamina D: síntomas que no debes pasar por alto

La vitamina D es una vitamina esencial para el cuidado y la salud de nuestro cuerpo. Es tan importante que en los lugares del mundo en los que la luz solar es muy baja se aconseja consumir suplementos para mantener los niveles recomendados de esta vitamina.

La vitamina D ayuda a que nuestro organismo pueda absorber el calcio (uno de los componentes principales de los huesos). Además,  toma un papel importante en el funcionamiento del sistema nervioso, inmunitario y muscular.

Existen 3 formas de obtener la vitamina D en nuestro organismo: por medio de una buena alimentación, por el consumo de suplementos y a través de la piel. El cuerpo fabrica naturalmente la vitamina D cuando entra en contacto con el sol, sin embargo, una excesiva exposición a este puede provocar cáncer en la piel y envejecimiento prematuro, por lo que muchos recurren a otras alternativas para mantenerse saludable.

Ahora veremos algunos síntomas que son causados cuando los niveles de esta vitamina se encuentran por debajo de lo recomendado por los médicos:

Señales de advertencia que indican que hay deficiencia de vitamina D.

Primero debemos darte una sugerencia: si presentas uno o más de los síntomas que veras a continuación, ve a un médico cuando antes para que puedan ayudarte a tratar el problema.

Sudas mucho en la cabeza.

Si llegas a experimentar este síntoma, lo más probable es que te falte vitamina D en el cuerpo.

Depresión y ansiedad.

Varias investigaciones que se han realizado han descubierto una relación entre la tristeza profunda y la depresión con los niveles bajos de vitamina D, especialmente en las mujeres.

Somnolencia.

Cuando posees bajos de niveles de vitamina D, sueles sufrir de sueño constante y fatiga.

Incremento en la masa corporal.

Las células de grasa de nuestro organismo se encargan de almacenar la vitamina D, es por eso que las personas que sufren de sobrepeso deben aumentar sus niveles de esta vitamina.

Presión arterial alta.

La deficiencia de la vitamina D en el cuerpo puede ocasionar que la presión arterial aumente considerablemente, pero si se mejora el consumo de alimentos que contengan esta sustancia, la circulación sanguínea puede mejorar.

Enfermedades intestinales.

Las personas que tienen carencia de vitamina D pueden estar sufriendo de enfermedades intestinales como intestino irritable y la E.coli.

Higiene bucal.

Si sufres de gingivitis con regularidad, tiene débiles los dientes, presentas sangrado y acumulas placa bacteriana puede significar carencia de vitamina D.

La resistencia deportiva disminuye.

Si tu cuerpo no tiene la suficiente vitamina D los músculos se debilitan y la energía que se produce disminuye.

Cambios de humor.

La vitamina D está encargada de mantener el estado mental en equilibrio, ya que ayuda a la liberación de serotonina.

Tus alergias empeoran.

Esto también puede ser una señal de déficit de vitamina D.

Debilidad muscular y ósea.

La sensibilidad en los dientes y la baja resistencia en los huesos son señales fundamentales de la falta de vitamina D.

Publicaciones relacionadas