LifeStyle

Después de una simple visita al ginecólogo, descubre una terrible verdad

Joanna Giannouli es una hermosa chica de 17 años, con una vida aparentemente normal pero que descubrió una terrible verdad después de visitar al ginecólogo.

Hasta los 17 años, Joanna vivió su vida tan normal como todas las chicas de su edad, pero cuando llegó a la edad de la pubertad, se dio cuenta que a sus amigas les llegaba la menstruación, menos a ella.

Cuando Joanna visitó al ginecólogo para comentarle que a sus 17 años no había tenido su primer ciclo menstrual, sucedió el terrible descubrimiento. Todavía no le había llegado el periodo menstrual y no se había desarrollado como sus otras compañeras porque nació con un síndrome muy raro que afecta a una de cada 5.000 mujeres.

Después de muchos exámenes, se descubrió que Joanna tiene el síndrome de Rokitansky. Las mujeres víctimas de este síndrome nacen sin útero ni vagina, pero con el órgano genital desarrollado sólo por fuera del mismo, incluyendo el vello púbico.

Cuando la joven descubrió este terrible problema, se sintió devastada, sus relaciones amorosas no tuvieron éxito, al contrario, los hombres con los que estaba la hicieron sentir completamente equivocada y no aceptada. Así que Joanna tomó una decisión drástica pero necesaria.

Ella se sometió a una operación bastante peligrosa que consistió en la reconstrucción de su vagina. Después de esta exitosa operación, Joanna se sintió aprobada y tuvo un cambio muy positivo, en especial, mentalmente, ya que había pasado toda su vida hasta entonces sintiéndose inferior a las demás chicas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.