LifeStyle

Doce claves para recuperar la figura después de un embarazo

Si después de un embarazo has quedado con sobrepeso, lo recomendable antes de cualquier cosa es comunicarse con un especialista en nutrición, quien desarrollará un programa de alimentación hipocalórico personalizado, con la finalidad de adelgazar de manera adecuada esos kilos de más.

Lo ideal es llevar una dieta variada y equilibrada, optando por la calidad de los alimentos consumidos a la cantidad.

Como se conoce, el embarazo y el parto causan cambios importantes, tanto físicos como hormonales. De modo que, se necesita fortaleza, pero sobre todo tiempo para perder todo el exceso de grasa acumulada durante ese tiempo. Aunque no sea fácil, no debes preocuparte, pues con un poco de esfuerzo y siguiendo los consejos adecuados, obtendrás excelentes resultados.

Además de las recomendaciones que te ofrecerá tu especialista, puedes seguir las siguientes sugerencias nutricionales y conductuales que son muy apropiadas en esta situación:

  1. Come menos, pero con frecuencia. Lo mejor es comer alrededor de 5-6 comidas al día (3 principales y 2 o 3 refrigerios).
  2. Elige métodos de cocción saludables, como al vapor, al horno, etc., limitando los fritos y la cocción a temperaturas excesivamente altas.
  3. Reduce el consumo de sal a unos 5 gramos por día y de alimentos ricos en sodio, por ejemplo, cubitos de caldos, encurtidos, salchichas, etc.
  4. Disminuye el consumo de alimentos ricos en grasas, dulces y conservantes.
  5. Disminuye la ingesta de carbohidratos simples, elige mejor el consumo de cereales integrales sin refinar.
  6. Bebe 2 litros de agua al día.
  7. Utiliza especias para darle sabor a los alimentos y condiméntalos con aceite de oliva virgen extra.
  8. No exageres en el consumo diario de café o té.
  9. Consume frutas y verduras de temporada, aproximadamente 5 porciones al día. Particularmente eligiendo las menos azucaradas.
  10. Elimina o limita el consumo de bebidas alcohólicas y deje de fumar.
  11. Practica actividad física regularmente.
  12. Permanece activo tanto como pueda, suprimiendo un estilo de vida sedentario y controlando su peso corporal.

No olvides que una dieta equilibrada y una adecuada ingesta de micronutrientes, además de proporcionarle bienestar al organismo, también tiene un efecto positivo en la mente, debido a que puede mejorar el estado de ánimo.

Publicaciones relacionadas