El Covid-19 invade todo el organismo. «esta enfermedad sistémica puede atacar casi cualquier cosa en el cuerpo con consecuencias muy graves»

El Covid-19 invade todo el organismo: Según un artículo publicado en Science, «esta enfermedad sistémica puede atacar casi cualquier cosa en el cuerpo con consecuencias muy graves».

El virus Sars cov 2 es mucho más agresivo de lo que puedas imaginar. Tanto es así que las investigaciones realizadas hasta la fecha en los pacientes afectados muestran que actúa de manera diferente – y de hecho más agresiva – que cualquier otro patógeno visto hasta ahora. La infección por Covid-19 es una enfermedad sistémica, cuyo ámbito de acción es mucho más amplio que el del corazón y los pulmones, pero se extiende a todo el cuerpo, dañando los vasos sanguíneos, los riñones, los intestinos, los ojos y el cerebro, según se informa en la revista Science. «Esta enfermedad puede atacar casi cualquier cosa en el cuerpo con consecuencias devastadoras», explica Harlan Krumholz, de la Universidad de Yale.

El recorrido del virus en el cuerpo

El virus comienza su viaje entrando en la garganta y la nariz, donde encuentra un ambiente acogedor en el revestimiento nasal. La superficie de sus células es rica en el receptor Ace2, que utiliza para entrar en la célula. Una vez dentro, lo deja fuera de juego, produciendo miles de copias de sí mismo para invadir otras células. Cuando el virus se multiplica, la persona infectada puede propagarlo, permaneciendo asintomática o comenzando a tener fiebre, tos seca, dolor de garganta, pérdida del gusto y del olfato, dolor de cuerpo y de cabeza. Si el sistema inmunológico no lo rechaza en esta etapa temprana, avanza hasta llegar a los pulmones, causando neumonía.

En otras personas, las cosas pueden empeorar repentinamente y se desarrolla el llamado síndrome de estrés respiratorio agudo, en el que los niveles de oxígeno en la sangre disminuyen y la respiración se hace cada vez más difícil, lo que conduce a la muerte. Para algunas personas esto dependería de una hiper-reacción del sistema inmunológico, llamada tormenta de citoquinas (moléculas que impulsan una respuesta inmunológica saludable, pero en este caso lo hacen más allá de lo necesario haciendo que las células sanas ataquen). Los vasos sanguíneos empiezan a gotear, la presión baja, se forman coágulos y el órgano puede colapsar.

El Covid-19 invade todo el organismo: Ni siquiera los vasos sanguíneos y el corazón se salvan

Como lo demuestra el caso de una mujer de Brescia, hospitalizada con los clásicos síntomas de un ataque al corazón, causado en su lugar por el Covid-19.

El daño también se extiende a la sangre con coagulación y arritmias, por lo que se ha informado de isquemia en los dedos de las manos y de los pies, dolor y necrosis de los tejidos. También hay daños en los riñones, de los que se informó en el 27% de los pacientes en un pequeño estudio realizado en Wuhan, o en el 59% de otras investigaciones chinas, y en el cerebro y el sistema nervioso central. Hemos visto encefalitis, convulsiones, pérdida de conciencia, pérdida del sentido del olfato y derrames cerebrales. Otros frentes de ataque son el intestino (hasta la mitad de los pacientes tienen diarrea), los ojos (con conjuntivitis en un tercio de los casos) y el hígado.

También puedes leer: La Oms dice que «El mundo no puede volver a ser como era antes»