LifeStyle

El pomelo, el mejor aliado para las dietas de desintoxicación antes de la navidad

El pomelo es una de las frutas más efectivas para todos aquellos que quieren perder peso rápida y fácilmente. Veamos por qué.

Si te preocupa tan solo el pensar en toda la comida que te espera en la navidad, no hay problema, hay algunos compañeros importantes que nos ayudarán a luchar la guerra contra el peso. Como el pomelo, el mejor aliado en dietas de desintoxicación.

Sobre todo, sus semillas son fundamentales.  Semillas que contienen varios flavonoides. Facilitan la actividad antibacteriana, antiviral y antifúngica. Es por eso que esta fruta es ampliamente utilizada en la preparación de fitoterapia.

La función principal del pomelo es ser una ayuda efectiva para aquellos que necesitan perder peso o deshinchar sus cuerpos. De hecho, la fruta contiene mucha vitamina C que ayuda a aumentar el sistema inmunológico, por lo tanto es útil especialmente en los meses fríos. Pero también es un excelente agente drenante y por esta razón se utiliza para combatir la celulitis. También es ideal para reducir los niveles de colesterol en sangre, gracias a la pectina que contiene, mientras que la presencia de licopeno asegura las propiedades antioxidantes.

El pomelo y la dieta, ¿cuál es la mejor manera de usarlo?

El pomelo es muy adecuado en dietas por su bajo índice glucémico que permite quemar grasas y curar la obesidad. Funciona eficazmente como alimento saciante, especialmente si se consume como parte de una comida. En la práctica, bloquea la sensación de hambre y, por lo tanto, apacigua el deseo de intentar siempre estar comiendo, especialmente fuera de las horas normales de la comida y la cena. Pero eso no es todo, porque también es un remedio eficaz contra la hipertensión y la diabetes.

Por todas estas razones, una dieta a base de pomelo es muy recomendable no sólo para las mujeres, además puede prepararse de diferentes maneras, dependiendo de los objetivos a alcanzar. En particular, en el caso de una dieta drenante, bastará con un zumo de al menos tres pomelos diluidos en un litro y medio de agua. Estimula la diuresis y ayuda a desinflar, actuando también sobre la celulitis.

Por otro lado, en el caso de una verdadera dieta de adelgazamiento, se pueden perder hasta tres o cuatro kilos en un mes. Bastará con beber al menos tres vasos de agua y un zumo de pomelo para el desayuno, mientras que antes de cada comida y en la merienda debe comer medio pomelo.

Sin embargo, varios estudios médicos también han demostrado la notable potencia de las semillas del pomelo contra una larga línea de bacterias, empezando por las que afectan al tracto respiratorio. Pero también los que causan infecciones del tracto urinario (como la cistitis en las mujeres) o incluso trastornos de la próstata. Además, el pomelo es eficaz gracias a su acción en la lucha contra microbios y parásitos para combatir los trastornos del tracto gastrointestinal y para reequilibrar la flora bacteriana, además de en individuos que a menudo sufren de disentería y diarrea pero también contra ciertos hongos, empezando por la cándida.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.