¿Existen realmente los sueños premonitorios?

A lo largo de la historia, los sueños han sido siempre uno de los temas predilectos de investigación por parte de diferentes ramas científicas como la psicología, psiquiatría o la literatura, entre otras.

Los sueños desde la antigüedad.

Antiguamente, los sueños eran considerados como premoniciones del futuro, por lo que basándose en lo que se soñaba, los gobernantes del momento decretaban el tiempo de extensión de las cosechas, la colocación de las tropas en la guerra o cualquier otra decisión que fuera estratégica para ellos.

Cuando un emperador, rey u otro gobernante tenía alguna pesadilla, esto significaba que su pueblo iba a enfrentarse a futuras desgracias. Inclusive en la biblia podemos encontrar rastros de premoniciones de sueños. Sin embargo, la ciencia siempre ha manifestado que hasta el momento nadie puede tener poderes de este tipo.

Lo cierto es que la mente es algo misterioso y la parte inconsciente de ella lo es mucho más. En ocasiones, el cerebro tiene la capacidad de recuperar toda la información percibida durante todo el transcurso del día y de esta forma transformarla en algo que se piense en un posible futuro, por lo que muchas veces lo que soñamos se acerca mucho a la realidad. Por tal razón, para muchos puede ser muy agradable creer que en un sueño aparecen seres queridos fallecidos para ayudarnos o reconfortarnos en algo o sugerirnos números capaces de hacernos ganar loterías.

Sigmund Freud y su psicoanálisis.   

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

Ciertamente, la interpretación de los sueños tiene orígenes muy antiguos. Los estudios realizados sobre la psique humana hechos por Sigmund Freud se han convertido en la base para el desarrollo de su juicio sobre el psicoanálisis.

Este médico neurólogo con dicha teoría pasó del método analítico puro al estudio de la psique inconsciente, permitiendo el avance de la actividad onírica humana como algo esencial para entender el funcionamiento de nuestra mente.

Según expertos en el tema, los sueños siempre han estado vinculados a cuestiones psicológicas que nada tienen que ver con la realidad. Para aquellas personas que estudiaban el tema antiguamente, los sueños eran una creación mental poco creíble y que hasta ese momento no se tenía en cuenta como algo científico del cual se pudieran sacar conclusiones psicológicas y conductuales.

Sin embargo, debemos saber que si tenemos certeza en que podemos confiar nuestro futuro a los sueños, sería algo que corresponde a las grandes capacidades de la mente cuando entramos en nuestro estado inconsciente. Por ejemplo, utilizar los números que soñamos para apostarle a la lotería, siempre va a ser un buen augurio por el que todos siempre confiaremos.