Las hemorroides: causas, remedios y prevención

Las hemorroides son una patología bastante común que se estima que afecta a casi toda la población al menos una vez en la vida. Alrededor del 50% de la población, en los países desarrollados, sufre de hemorroides. El problema ocurre con igual frecuencia en ambos sexos, incluso en las mujeres es necesario considerar los posibles riesgos relacionados con el embarazo: descubrimos causas, síntomas, remedios y formas de prevención.

Cuando hablamos de hemorroides, nos referimos a las estructuras vasculares del canal anal que, cuando están hinchadas o inflamadas, causan un síndrome llamado enfermedad hemorroidal o (erróneamente) hemorroides (dilatación de las venas hemorroidales que forman venas varicosas).

Las hemorroides no son arterias ni venas, sino vasos sanguíneos ubicados en el tejido submucoso. Su función es llenarse de sangre al final de la defecación, contribuir al cierre anal y proteger los músculos del esfínter anal durante el paso de las heces.

Tipos de hemorroides

Hemorroides internas:

Permanecen localizadas dentro del canal anal, no son visibles a simple vista y son indoloras. Durante la evacuación pueden salir y luego regresar.

Hemorroides externas:

Son visibles a simple vista porque se forman cerca del ano y salen como protuberancias inflamadas y dolorosas.

1er grado: Permanece dentro del ano y solo es visible con la anoscopia.

2do grado: Permanecen adentro y salen solo cuando defecan: regresan naturalmente, pero causan sangrado e incomodidad.

3er grado: Proliferan totalmente en el exterior requiriendo intervención manual para volver a colocarlos dentro del canal anal. Son muy dolorosos.

4to grado: prolapso completo, es decir, las hemorroides están todas afuera y no es posible volver a colocarlas manualmente.

Causas de las hemorroides

  • estreñimiento o evacuación excesiva
  • alimentación incorrecta
  • estrés
  • embarazo
  • cambios hormonales
  • fumar

Para poder diagnosticar la presencia de la enfermedad hemorroidal, es necesario someterse a un examen proctológico que incluya inspección anal, exploración rectal y otros exámenes instrumentales.

Remedios para las hemorroides

  • Administración de fármacos con acción antiinflamatoria y analgésica.
  • ingesta de medicamentos orales y suplementos
  • Pomadas (anestésicos locales, antiinflamatorios de tipo esteroide, basados ​​en principios naturales, escoba de carnicero, malva, caléndula, milenrama), con extractos de células de Saccharomyces cerevisiae, como preparación H)

Está claro que la elección del tratamiento más apropiado está estrechamente relacionada con la etapa de la enfermedad. En la primera fase, se pueden lograr cambios positivos simplemente cambiando los hábitos de alimentación e higiene.

En el momento en que la enfermedad esta en una etapa avanzada, será necesario someterse a procedimientos ambulatorios (ligadura elástica, escleroterapia, crioterapia selectiva) o incluso a una intervención quirúrgica (hemorroidectomía escisional, desarterialización hemorroidal transanal, prolactectomía hemorroidal con doppler hemorrodeal -guiada con láser.

Cómo prevenir las hemorroides

  • Elimine el cigarrillo, el alcohol, los alimentos irritantes como los chiles, el café, las especias, el chocolate, los mariscos, las bebidas carbonatadas, los alimentos que son demasiado grasos y fritos.
  • Camine 1 hora al día y haga actividad física regularmente.
  • No pase demasiado tiempo en el baño y asuma siempre una posición correcta (las piernas deben estar más cerca del pecho que la posición habitual para reducir el ángulo entre el abdomen y los muslos)
  • Beba al menos 1 litro y medio de agua al día.
  • Dieta variada rica en fibra (alimentos que promueven la circulación, como frutas rojas o alimentos ricos en zinc que preservan la integridad de las paredes venosas: huevos, guisantes, cebada, maní, lechuga, espinacas, frijoles)

 

También puedes leer: 7 remedios naturales para curar las hemorroides.