Hombre tenía dos kilos de piedras y monedas en el estómago: sufría de ansiedad

Esto es una historia de no creer, pero es muy real. El hecho sucedió en Corea del Sur en enero del presente año y fue documentado en la Journal of Medical Case Reports.

Un hombre de 54 años acudió a urgencias quejándose de fuertes dolores en su estómago. Los médicos procedieron a revisarlo para realizarle las pruebas de rutina habituales, descubriendo algo completamente inusual. En ese momento detectaron que el estómago del paciente tenía objetos pesados como piedras, monedas y tapas de botellas, un total de dos kilos.

El médico cirujano Pyong Wha Choi, relató a la revista que el grupo de cirujanos del hospital inicialmente intentó extraerle todos los objetos al hombre por medio de una gastroscopia, que es un procedimiento en el que se introduce un tubo muy delgado al estómago por medio de la boca, pero este método desafortunadamente falló debido al tamaño y la cantidad de metales que había en el estómago. Entonces se determinó realizar una cirugía para poder retirar uno por uno todos los objetos.

“La cirugía era inevitable, ya que eran demasiados objetos para extraer por medio de la gastroscopia”, indicó el médico.

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

Según explica el Dr. Wha Choi, el hombre de 54 años manifestó haber ingerido estos objetos por ansiedad, ya que según él solo de esta forma lograba calmar este trastorno, puesto que las pastillas que le habían formulado no eran suficientes para tranquilizarse.

Sentir ansiedad de manera ocasional es algo normal en las personas, pero cuando se habla de ansiedad como un trastorno, se tienen miedos intensos y permanentes que hacen que el individuo tenga episodios de taquicardia, sudoración, respiración agitada, inquietud y cansancio.

Luego de finalizado el procedimiento quirúrgico realizado al hombre en el Hospital de la Universidad Ilsan Paik, fue dado de alta a los nueve días con instrucciones de tomar total reposo.

“A pesar de que en este caso el paciente no presentó vómitos, la gran cantidad de monedas, tapas y piedras en su estómago le ocasionaron un dolor abdominal muy severo”, finalizó el Dr. Wha Choi.