Cocina y recetas

Huevos caducados: todo lo que deberías saber y nadie te ha contado

Los huevos son uno de los ingredientes más utilizados en las cocinas a nivel mundial, son cruciales para elaborar postres y todo tipo de preparaciones. Es muy común que en la nevera encontremos huevos que llevan semanas almacenados, pero ¿Cómo podemos saber si han caducado?.

Dado que son cruciales en nuestra despensa, hoy veremos cómo reconocer los huevos que han caducado y cómo poder separarlos de los que si se pueden consumir.

¿Es posible consumir los huevos que han caducado?

Esta es una pregunta difícil de responde porque depende de varios factores. Lo primero a tener en cuenta es que los huevos suelen llevar la etiqueta «Consumir preferentemente antes de la fecha de vencimiento», esto se refiere al plazo mínimo de conservación (TMC), un periodo de tiempo tras el cual el producto podría sufrir algunas alteraciones nutricionales o en su sabor. Los huevos no caducan, pero si se recomienda utilizarlos en los 28 días siguientes a la puesta.

Así que, la fecha de caducidad de los huevos es solo una fecha de referencia genérica. De hecho, si la fecha de colocación estuviera indicada en el contenedor de los huevos, sería mucho más sencillo hacer una evaluación independiente. Pero veamos en detalle las situaciones más comunes.

Si los huevos llevan unos pocos días caducados, pueden ser consumidos sin problema, pero para los huevos que han caducado hace una semana, la situación es más complicada, ya que depende de cómo se hayan almacenado. Una ventaja es que mantenerlos en el frigorífico dentro de su envase y sin muchos cambios de temperatura ayuda a conservarlos por más tiempo.

Lo segundo a tener en cuenta es distinguir entre el consumo de huevos crudos y cocidos. Para el primer caso se deben optar por huevos tan frescos como sea posible (antes de 10 días de la puesta), mientras que en el segundo se pueden hacer algunas excepciones. De hecho, la cocción de los huevos neutraliza en parte la carga bacteriana, lo que evita el riesgo de contraer salmonela.

En cualquier caso, para los huevos caducados hace más una semana, se recomienda hacer la prueba del agua para comprobar si siguen siendo comestibles o no.

¿Cómo reconocer los huevos caducados?

La fecha indicada en el contenedor no es lo único que se puede tener en cuenta para evaluar la fecha de caducidad de los huevos, puesto que está la conocida prueba del agua, consiste en sumergir los huevos en un recipiente lleno de agua y observar su comportamiento:

Si el huevo flota, ha caducado y no debe comerse, si el huevo queda suspendido en el centro, es mejor consumirlo solo después de haberlo cocinado, y si el huevo se hunde completamente hasta el fondo, entonces está fresco y se puede comer con seguridad.

Los huevos caducados pueden ser un grave problema para la salud. La salmonela es una bacteria que se encuentra en la cáscara y tiende a penetrar en el interior con el paso de los días. Por lo tanto, si no estás seguro del nivel de frescura de los huevos, no vale la pena arriesgarse, los huevos caducados son útiles como abono para las plantas o para crear mascarillas nutritivas para tu cabello.

Publicaciones relacionadas