¿Necesitas contactar al equipo editorial? Envía tus correos electrónicos a [email protected] o ve a nuestro formulario.
Insólito

Joven sufre muerte cerebral después de que sus amigos lo empujaran a un lago a pesar de no saber nadar

La tragedia que sufrió Christopher Gilbert, un estudiante de medicina de Estados Unidos, ha dejado a todos conmocionados. El joven de 26 años fue empujado por sus propios amigos a un lago en Luisiana, a pesar de que sabían que no sabía nadar. Lo que sucedió a continuación es desgarrador: mientras Gilbert luchaba por mantener la cabeza fuera del agua, sus supuestos amigos se limitaron a mirar cómo se ahogaba. Afortunadamente, un valiente transeúnte logró rescatarlo, pero para entonces ya era demasiado tarde. Gilbert quedó en estado de muerte cerebral y con sus órganos fallando.

La terrible escena capturada en vídeo

Las imágenes que circulan en las redes sociales son escalofriantes. Se ve claramente cómo el grupo de amigos de Gilbert lo empuja al lago D’Arbonne en Farmerville, Luisiana, el 14 de abril. Momentos después, se les puede ver orinando en el agua, indiferentes al drama que se desarrollaba.

Una mujer entra al lago en un intento de rescate, pero rápidamente abandona la misión. Tuvieron que pasar casi 10 minutos antes de que un cliente de un restaurante cercano se lanzara al agua y lograra sacar a Gilbert a la orilla. Para entonces, el joven ya estaba en estado de muerte cerebral y sus demás órganos comenzaban a fallar.

La devastadora llamada a la madre de Gilbert

La madre de Gilbert, Yolanda George, recibió una llamada desgarradora de uno de los amigos de su hijo. «Ella me dijo que Chris se había caído al lago y que había estado bajo el agua durante 20 minutos o más», relata George. «Y yo le dije: ‘¿20 minutos? ¿Por qué estuvo bajo el agua 20 minutos?’. Ella solo lloraba histéricamente y me dijo que lo estaban trasladando en helicóptero a Shreveport».

Cuando Gilbert llegó al hospital, los médicos le informaron a George que su hijo estaba «prácticamente muerto cerebral» y que el resto de sus órganos estaban comenzando a fallar.

El engaño de los amigos de Gilbert

Según los investigadores, los amigos de Gilbert intentaron pasar por alto el incidente casi fatal como una simple «broma pesada». De hecho, le mintieron a la madre y le dijeron que su hijo «se había caído al lago».

Fue solo después de un tiempo que una mujer de la misma edad que Gilbert admitió haberlo empujado al agua. Sin embargo, ninguno de ellos reconoció saber que Gilbert no sabía nadar, algo que su familia encuentra difícil de aceptar.

El dolor de la madre de Gilbert

Para Yolanda George, la noticia fue devastadora. «Me sentí como si mi vida hubiera terminado en ese momento. Mi hijo aspira a ser médico, mi hijo va a ser médico. El año pasado obtuvo su maestría en ciencias biológicas. Está preparándose para la escuela de medicina, así que que le haya pasado esto… Estaba simplemente devastada», expresó.

Foto @notcapnamerica

Gilbert pasó 72 horas conectado a un ventilador y a una máquina ECMO, que su madre describió como «diálisis para los pulmones». Aún se encuentra en estado crítico, con sus pulmones funcionando solo al 20% de su capacidad.

Exigiendo justicia para Christopher

La familia de Gilbert está exigiendo que se realice un arresto por este terrible incidente. Su abogada, Claudia Payne, afirma que los amigos mostraron intención criminal al empujar a Gilbert al lago a sabiendas de que no podía nadar.

«¿Por qué empujarían a mi hijo al lago sabiendo que no podía nadar?», cuestionó George. Payne también criticó duramente a los amigos por no haber intentado rescatar a Gilbert después de empujarlo.

Las secuelas físicas y emocionales

Aunque Gilbert ha mostrado una ligera mejoría desde el terrible incidente, aún se encuentra en estado crítico. Sigue dependiendo del soporte vital y no puede hablar. Sus pulmones funcionan apenas al 20% de su capacidad.

Más allá de las consecuencias físicas, la familia de Gilbert también enfrenta un profundo dolor emocional. «Me sentí como si mi vida hubiera terminado en ese momento», expresó su madre con desgarrador pesar.

La importancia de la natación y la seguridad en el agua

Este trágico suceso resalta la importancia de saber nadar, especialmente cuando se participa en actividades acuáticas. Lamentablemente, muchas personas, en especial jóvenes, subestiman los riesgos que conlleva el agua y no toman las precauciones necesarias.

Asimismo, es crucial que los grupos de amigos se cuiden mutuamente y estén atentos a las habilidades y limitaciones de cada uno. En este caso, los supuestos amigos de Gilbert demostraron una falta total de responsabilidad y empatía.

4/5 - (7 votos) ¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Veronica Pereira