Khloé kardashian cuenta su terrible experiencia con el coronavirus

El coronavirus no entiende de famosos, ni de clanes multimillonarios. Que se lo digan a Khloé Kardashian que ha decidido contar ahora su traumática experiencia con el COVID-19.

Khloe Kardashian es positiva en coronavirus y luego de estar muy enferma, la rica heredera, decidió contar cómo pasó la enfermedad en un episodio de su reality show titulado «Mantenerse al día con las Kardashians».

La familia Kardashian también se ha visto afectada por el coronavirus. Para revelarlo habría sido Khloe Kardashia, quien durante el resumen del nuevo episodio de «Keeping up with the Kardashians» reveló a sus fans y al público entero que tenía Covid-19.

Sin embargo, el hecho se remonta a la primavera pasada. Tras vivirlo en carne propia, la influencer lo cuenta en su Instagram donde se ven imágenes suyas en la cama.

Khloé tiene un mensaje muy claro que dar a los estadounidenses para que no se confíen: «Me acabo de enterar de que tengo Covid. Estoy en mi habitación ahora mismo. Voy a estar bien, pero estuve muy mal por un par de días, tuve vómito y escalofríos. Sufro de migrañas, pero este ha sido el dolor de cabeza más fuerte que he tenido en mi vida, no lo llamaría migraña. Me dolía mucho el pecho cuando tosía. Mi garganta no se ha curado completamente. Esa mierda es real. Pero todos juntos vamos a superarla si rezamos y seguimos las recomendaciones. Quizás Dios nos bendiga”

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

Kanye West también es afectado por el virus.

Sin embargo, Khloe Kardashian no fue la única que contrajo el virus. De hecho, su cuñado, Kanye West, el esposo de Kim, también dio positivo por covid-19 en febrero pasado. Su esposa Kim quiso contar en detalle el mal período que atravesaron, llenos de dudas y miedos, ya que en esos días no se sabía nada concreto sobre la pandemia.

Kim dijo: “Solía ​​ayudarlo a levantarse de la cama cuando no se sentía bien y le cambiaba las sábanas con guantes y una visera. Era el comienzo de la pandemia, todavía no sabíamos qué estaba pasando. Para mí fue una experiencia realmente aterradora. Tuve que hacerlo todo yo solo, no fue fácil”.