Actualidad

La gripe aviar amenaza al mundo tras el primer contagio humano en China

La Comisión Nacional de Salud de China anunció oficialmente en los últimos días que un hombre de 41 años de la ciudad de Zhenjiang (China) habría contraído el virus de la gripe aviar, cepa H10N3. Hasta el momento del último informe el pasado fin de semana se sabe que el paciente se encuentra en estado estable y ha sido dado de alta del hospital. Aun así, este es el primer caso conocido de una infección humana causada por la cepa H10N3 (pero, es cierto que otras cepas similares ya habían sido infectadas en el pasado), y la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha puesto en marcha una investigación especializada para comprender las circunstancias de esta primera infección. Según la OMS: «En la actualidad se desconoce la fuente de exposición del paciente a la cepa H10N3, y el sistema de vigilancia de emergencia en la región no ha podido identificar otros casos de infección entre la población local». Según las autoridades sanitarias, la transmisión de este virus es «esporádica» y el riesgo de propagación que pueda llegar al nivel de una pandemia es extremadamente bajo.

El paciente cero del H10N3 experimentó los primeros síntomas de fiebre a durante los últimos días del mes de abril, y el 28 de mayo el Centro de Control y Prevención de Enfermedades de China hizo públicos los resultados de los estudios y la secuencia genética del virus, determinando que se trataba, sin duda alguna, de la cepa H10N3. Normalmente, este tipo de virus presentes en las aves no infectan a los humanos, sin embargo, es cierto que el contacto con los patógenos humanos puede hacerlos más peligrosos.

Raina MacIntyre, jefa del programa de bioseguridad del Instituto Kirby de la Universidad de Nueva Gales del Sur (Australia) dijo: «Si alguien enferma de gripe humana y luego entra en contacto con el virus de la gripe aviar, los dos tipos de virus pueden intercambiar su material genético. Por eso, la preocupación por una pandemia de gripe ha despertado la alarma del gobierno local, sobre todo en los países en los que los seres humanos y el ganado viven en estrecho contacto».

Hace unos días, las autoridades sanitarias habían advertido del peligro potencial relacionado con otra cepa que viene de la gripe aviar, la H5N8, la cual ya ha causado la muerte y el sacrificio de millones de animales en todo el mundo, y de la que ya se han registrado algunos casos entre los humanos.

Todo parece indicar que este patógeno fue la causa de un brote en Rusia en diciembre del pasado 2020, el cual afectó a siete personas que trabajaban en la industria aviar. Según los investigadores, vieron adaptaciones de unión celular en el virus que podrían suponer riesgos mayores hacia la transmisión humana y el contagio de persona a persona. Las investigaciones preliminares parecen sugerir que este no es el caso de H10N3, pero son claros al decir que aún es demasiado pronto para estar seguros.

Publicaciones relacionadas