Belleza

5 ingredientes que son buenos para tu piel

Algunos ya son conocidos, otros no tanto porque han sido descubiertos recientemente e incluidos en los tratamientos. Estos son los ingredientes de los productos para el cuidado de la piel, especialmente para el rostro.: vitamina C, moringa, escualeno, otros menos conocidos son el bakuchiol, un nuevo ingrediente que entra en escena y que ha ganado mucha popularidad.

Gracias a estos grandes ingredientes, los de origen natural, las INCI de los productos para el cuidado de la piel ya no son listas esencialmente incomprensibles y, por tanto, ignoradas. Por el contrario, además de ser más comprensibles, son más breves, y en este caso la razón es la tendencia a disminuir cada vez más los componentes de las fórmulas estéticas, en nombre de una mayor naturalidad. Además, casi el 50% de las mujeres buscan en Internet los ingredientes y los productos para el cuidado de la piel antes de comprarlos, lo que demuestra que el interés por este ámbito está creciendo. Esta es una mini guía para ayudarte a entender los ingredientes y sus funciones.

Escualeno: para las pieles secas.

El escualeno es un emoliente natural que proviene del escualeno y mantiene la superficie elástica, previene las arrugas y disminuye la hiperpigmentación, protegiendo de los rayos del sol.

Bakuchiol: para los creyentes del retinol.

Es el reemplazo más suave del retinol y genera los mismos resultados: unifica el tono de la piel y suaviza las líneas de expresión, reduciendo también la hiperpigmentación, sin la irritación que puede causar el retinol.

Resveratrol: para los que viven en la ciudad.

Proveniente de las uvas rojas, los cacahuetes, las moras y los arándanos, el resveratrol es un poderoso antioxidante y trabaja para defenderse de las agresiones de los radicales libres como la contaminación y la radiación UVA. Además, previene el envejecimiento temprano.

Ácido poliglutámico: para aquellos que buscan la luminosidad.

El ácido hialurónico ha ocupado el puesto número uno por mucho tiempo para quienes buscan una hidratación completa. Aquí existe otro ingrediente que contribuye con la elasticidad y mejorar, hasta 10 veces más, la hidratación. El ácido poliglutámico retiene y obstaculiza la humedad para prevenir la sequedad y el enrojecimiento.

Moringa: para las personas que aman el efecto del brillo.

Al penetrar en la epidermis, el maravilloso aceite de moringa es como una imitación de los aceites naturales del cuerpo, con el fin de reequilibrar la piel problemática. Es una fuente de vitamina E, ácido oleico y antioxidantes, los cuales dejan la piel nutrida.

Ácido azelaico: para la “piel de cristal”.

Se obtiene gracias al ácido azelaico, que exfolia con cuidado la epidermis y disminuye la aparición de rojeces, imperfecciones y cicatrices post – acné. Se extrae del trigo y la cebada, asimismo, suaviza la apariencia causada por la rosácea y otras afecciones de la piel.