Masa magra y masa grasa, ¿cómo calcularlas?

Nuestro cuerpo está compuesto por una parte de masa magra y una parte de masa grasa. En los hombres, el porcentaje de grasa corporal oscila entre el 6 y el 17% del peso, mientras que en las mujeres varía entre el 14 y el 25%. ¿Pero cómo conseguimos este porcentaje? Averigüemos

La composición de nuestro cuerpo depende esencialmente de tres factores: la herencia genética, el estilo de vida y la nutrición. En particular, nuestro cuerpo está compuesto por una parte de masa magra y una parte de masa grasa.  En los hombres, el porcentaje normal de grasa corporal oscila entre el 6 y el 17% del peso, mientras que en las mujeres varía entre el 14 y el 25%.  Pero, ¿cómo se consigue este porcentaje?  Averigüémoslo.

Masa magra

La masa magra incluye sin duda alguna los músculos, pero también los órganos internos, los huesos, el tejido conectivo. Por lo tanto, cuando hablamos de masa magra, no sólo nos referimos a los bíceps y a los abdominales, sino a todo lo que no es tejido adiposo.

Masa grasa

La masa grasa se divide en tejido subcutáneo y visceral. También existe la llamada «grasa esencial», es decir, la grasa presente en la médula ósea y en diversos tejidos que es fundamental para proteger los órganos de los golpes y las variaciones térmicas.

Cálculo de la composición corporal

Las técnicas utilizadas para identificar ambos valores, normalmente usadas por dietistas y nutricionistas, son diferentes, entre ellas recordamos:

  • La plicometría – que mide el grosor de los pliegues de la piel en ciertos puntos del cuerpo usando un alicate llamado plicómetro;
  • Medición de la bioimpedancia – capaz de cuantificar la cantidad de grasa a través de la transmisión de una corriente eléctrica de bajo voltaje;
  • La Dexa – un examen radiológico muy preciso que proporciona todos los valores de la composición corporal.

Si, por el contrario, quieres conocer los valores de tu composición corporal con bricolaje, puedes utilizar las básculas de impedancia, gracias a las cuales podrás visualizar el peso, la grasa, el agua y la masa magra.

El metabolismo y la masa

Nuestro metabolismo es directamente proporcional a la masa magra, su valor, de hecho, está influenciado principalmente por el tejido muscular, por lo tanto, cuantos más músculos tengamos, más calorías consumiremos durante el día. El músculo, de hecho, es un tejido en continua renovación y con mayores exigencias metabólicas que el tejido adiposo. Para perder peso, por lo tanto, es mejor tratar de aumentar la masa magra siguiendo una dieta saludable y una actividad física regular.