Miles de preservativos usados fueron lavados y vendidos como nuevos en los comercios de Vietnam

Recientemente en Vietnam, la policía encontró un local en el que estaban siendo lavados miles de preservativos que ya habían sido usados con anterioridad, los cuales, según el informe público, tenían el objetivo de terminar en el mercado local vietnamita. Dentro del local, los condones usados eran llevados y desinfectados con agua caliente y productos de limpieza, para luego ser vendidos como nuevos.

La policía llegó al local ubicado en la provincia de Binh Duong, en una redada sorpresa, una vez adentro, los oficiales encontraron a varios trabajadores limpiando, secando y empacando condones que serían vendidos a sitios locales como un producto nuevo que no había sido usado con anterioridad. Según el informe de los investigadores, a la fecha ya se encuentran miles de estos condones en el mercado, y es muy difícil poder encontrarlos porque han sido empacados en protectores de marcas originales.

Las imágenes fueron trasmitidas en los noticieros locales y mostraban miles de preservativos y fundas en las cuales serían sellados después de pasar por la “limpieza”.

Durante la redada, la policía confisco más de 340.000 condones usados que estaban divididos en dos grupos: los que aún estaban por ser limpiados y los que estaban listos para ser empacados y vendidos como nuevos. Además, fue detenida una mujer llamada Pham Thi Thanh N de 33 años, la cual es señalada de dirigir esta organización. La mujer se defendió diciendo que fue contactada por una persona desconocida que le enviaba los condones usados una vez al mes para su limpieza y reventa, además, aseguró que recibía cerca de USD 0,7 por cada kilogramo de condones limpios que producía.

Por último, se ha dicho que esta práctica ilegal se venía desarrollando desde varios meses y tenían como publico principal los consumidores desprevenidos, de bajos recursos o extranjeros. Actualmente las autoridades vietnamitas luchan por encontrar el origen de los preservativos usados y quien es la persona encargada de hacer los envíos, pero hasta el momento no se ha encontrado o identificado cómo es posible recoger tal cantidad de preservativos usados y el autor o autores.