LifeStyle

Por esta razón no deberías beber agua cuando comes dulces

Según un estudio, beber agua mientras se comen dulces está mal, por este motivo.

Algunos hábitos que tenemos pueden esconder ciertas trampas. Por ejemplo, al comer dulces, muchas personas suelen beber agua inmediatamente después o al mismo tiempo, una rutina que parecería habitual pero, de hecho, según la ciencia, beber agua mientras se comen dulces aumentaría los niveles de azúcar en la sangre. En esencia, el agua ayuda al cuerpo a absorber la glucosa.

¿Por qué beber agua mientras se comen dulces está mal?

Según algunas investigaciones de los científicos de Surinam, el agua desempeñaría un papel clave en la absorción del azúcar en la sangre. Así que cuando comes comida dulce y bebes agua justo después de ella, hay muchas más posibilidades de aumentar tus niveles de azúcar en la sangre después de comerla.

El experimento con 35 voluntarios, ¿cuándo beber el agua?

La investigación se llevó a cabo en un grupo de voluntarios, unos 35, divididos en grupos. A los 35 se les pidió que comieran un pastel y luego bebieran agua antes de comer, durante, después o no bebieran en absoluto. El resultado fue que los voluntarios que bebieron mientras comían el postre se encontraron con altos picos de glucosa en comparación con los que bebieron antes, después o no bebieron en absoluto.

Por lo tanto, a partir de esta investigación se descubrió que no se recomienda comer y beber al mismo tiempo, especialmente dulces, si se quieren evitar los altos picos de glucosa. Es mejor beber antes del postre o directamente algún tiempo después, quizás esperando unos minutos. También es cierto que el estudio se llevó a cabo en un pequeño porcentaje de voluntarios, pero este hábito puede ayudar a prevenir problemas insidiosos, especialmente si ya se tiene diabetes, pero también a prevenirla.

También puedes leer: Si tu objetivo es reducir la cintura, esto debes comer

Síguenos en Google Noticias