Cocina, recetas y alimentos

8 cosas que nunca pensarías en añadir a tu café para hacerlo 1000 veces más bueno

Sin duda alguna, consumir café en todas sus presentaciones es uno de los placeres favoritos de la mayoría de las personas. Independientemente de la hora del día, siempre es un buen momento para disfrutar de una buena taza de café. Sin embargo, muchos no tienen idea de que hay algunos ingredientes adicionales que pueden modificar, enfatizar o transformar el sabor de nuestro café, por lo que hoy queremos presentarte algunas de estas alternativas para que puedas probarlas desde la comodidad de tu casa.

Extracto de vainilla.

Si eres de los amantes a la vainilla, te animamos a sustituir el azúcar por unas gotas de extracto de vainilla. Esto le dará a tu café un sabor realmente nuevo y especial sin añadir ninguna sustancia peligrosa.

Canela.

Puede que sea el agregado más conocido de esta lista. La canela es una especia muy apreciada por muchos y se mezcla perfectamente con el sabor del café, lo que lo convierte en una bebida picante con un complemento dulce sin añadir calorías.

Sal.

Puede que alguna vez hayas tomado este ingrediente en el café como un error, pero, la adición de una pizca de sal es ideal para fortalecer el sabor original del café, a la vez que contrasta su amargor. Aun así, ten cuidado, solo estamos hablando de una pequeña cantidad que pueda disolverse inmediatamente en la bebida.

Huevos.

Agregar un huevo crudo al café incluye una gran cantidad de proteínas para quien los consuma. De hecho, combinando el huevo entero o solo la yema con el café y un poco de azúcar, da como resultado una rica crema de café, nutritiva y fácil de conseguir.

Helado.

Es increíble, pero el helado es perfecto para acompañar al café. Solo tienes que poner una cucharada para obtener una bebida cremosa y dulce ideal en cualquier momento.

Jarabe de arce.

Normalmente se usa este producto en las tortitas, pero también puede ser un buen edulcorante para darle sabor a nuestro café. De hecho, el jarabe de arce da a nuestra bebida un sabor único y cremoso sin tener que usar mucha cantidad.

Chocolate.

Aunque no lo creas, el chocolate mejora mucho la experiencia con el café, té animamos a probarlo, ya que se trata de un nuevo sabor muy fantástico e indescriptible. Ya sea en jarabe, en polvo, en fichas o en gotas, lo importante es que lo pruebes.

Mantequilla.

A simple vista parece extraño, pero el uso de mantequilla en el café es común en muchos países. Según parece, agregar este ingrediente le da más energía al café, permitiéndonos estar activos durante más tiempo. Algunas personas también lo consumen por su agradable sabor, el cual dicen que es mucho mejor que el sabor común del café.