LifeStyle

El peligro de llevar una botella de agua en el coche

¿Cuántos de ustedes están acostumbrados a llevar una botella de agua en el coche? Muchos ciertamente, especialmente en veranos como el que ha pasado hace unos meses, marcados por períodos de fuerte calor. ¿Pero qué haría si le reveláramos que los investigadores de la Universidad de Loughborough en el Reino Unido han demostrado que la presencia de una botella de agua en el interior del coche puede representar un gran peligro para nosotros?

Obviamente, la hidratación durante los viajes en coche, especialmente si son largos, es absolutamente necesaria, también porque la deshidratación aumenta la posibilidad de un accidente en un 60 por ciento debido a los dolores de cabeza y a la pérdida de concentración, típicos de quienes sufren sus efectos. Lo mejor sería hacer paradas periódicas al menos cada 200 kilómetros para hidratarse y descansar un poco antes de volver a la carretera.

Pero ¿Cuáles son los peligros que puede desencadenar el llevar una botella de agua dentro del coche?

El mayor peligro suele ser conocido como el «efecto elefante», se refiere a que cualquier líquido en constante movimiento puede multiplicar su masa al menos 60 veces, y en caso de pasar por un frenazo brusco a una velocidad mínima de 120 kilómetros por hora, una botella de un litro puede convertirse en una roca con un peso de más de cien kilos capaz de hacer mucho daño si llega salirse de su lugar, y en algunos casos singulares también podría terminar por error bajo los pedales del coche, bloqueándolos completamente y ocasionando accidentes.

Sobra decir que todos estos peligros desaparecen si guardamos bien la botella de agua dentro de la guantera o en una mochila, incluso algunas personas llevan pequeñas neveras en sus coches para mantener los líquidos frescos en cualquier momento que quieran detenerse durante sus viajes.

También hay algunas noticias falsas sobre el uso de agua embotellada en los coches, como que puede aumentar el riesgo de padecer algunos tipos de cáncer debido a su exposición exagerada al sol si se trata de una botella de plástico, pero son solo rumores sin fundamento científico.

Estas noticias son absolutamente falsas y no existe ninguna correlación entre los factores ya mencionados, por lo que es importante tener cuidado con las noticias que puedan causar un alarmismo innecesario, y en caso de que sea necesario, se deben poner en marcha investigaciones para disipar sus dudas, cosa que no ha sucedido hasta la fecha.

Publicaciones relacionadas