Belleza

Pelo graso: los mejores remedios naturales para combatirlo

La producción excesiva de grasa capilar es uno de los problemas estéticos más frecuentes entre las mujeres. Por ello, hoy veremos algunos remedios naturales que ayudan a combatir esta situación.

Generalmente, el cabello graso es el resultado de una excesiva secreción de sebo por parte de las glándulas sebáceas del cuero cabelludo. Mientras que una pequeña cantidad de secreción se considera normal e indica que la piel y el cabello están sanos, un exceso de secreción provoca cabello graso, picores en la piel, caspa y acné en el cuero cabelludo, un trastorno cutáneo denominado dermatitis seborreica.

Además, el pelo graso provoca el adelgazamiento del cabello y la pérdida de su brillo natural. Veamos una lista de remedios naturales que puedes empezar a utilizar para deshacerte de esta molesta condición.

Champú

Los productos del mercado son demasiado agresivos, por lo que es bueno elegir un champú suave adecuado al tipo de problema. ¿Quieres una receta sencilla? Toma 1 cucharada de harina de garbanzo, que absorbe la grasa, y mézclala con 250 ml de agua tibia y 2 cucharadas de vinagre. Úsalo 1-2 veces por semana y enjuaga con agua tibia.

Aceites esenciales

Puede usarse diluido en agua o agregado al champú. El aceite del árbol del té ayuda a solucionar la problemática del cabello graso y la caspa, así como los aceites esenciales de lavanda, tomillo, salvia y naranja.

Infusiones

Las infusiones son remedios muy efectivos, sobre todo si se trata de plantas astringentes como las hojas de castaño. Una vez hayas aplicado el champú, verte sobre el cabello la infusión, esto dará brillo y ayudará a combatir y prevenir la caspa.

Nutrición

Una dieta correcta y equilibrada, un consumo diario de frutas y verduras frescas, preferiblemente orgánicas , ayuda a aportar las cantidades adecuadas de minerales y vitaminas, necesarios para la salud del cabello.

Bicarbonato de sodio

Entre sus muchos usos en la cocina y el cuidado del cuerpo, también podemos usarlo para este problema. Vierte unas cucharadas sobre el cuero cabelludo, déjalo actuar durante al menos 10 minutos y retíralo con un peine. Intenta repetir esta operación al menos cada dos semanas y notarás una disminución del picor.

Jugo de limón

El limón cuenta con una amplia variedad de beneficios para el cabello graso, ya que contiene propiedades astringentes que ayudan a que el cuero cabelludo esté más saludable y limpio. De igual forma, regula el pH, exfolia y limpia el cabello. Por eso, este ingrediente contribuye con la regulación de la producción de grasa y ayuda a mantener el cabello limpio por más tiempo. Para aplicarlo, solo debes exprimir uno o dos limones sobre el cuero cabelludo luego de haberlo lavado, solo ten cuidado de no excederte, ya que esto puede resecarlo.

Mascarilla

Puedes hacer una mascarilla con una infusión de menta y vinagre. Hierve 3 vasos de agua fría y 2 cucharadas de vinagre de manzana en las que habrás puesto 3 hojas de menta. Retira del fuego y deja infusionar durante al menos 30 minutos. A continuación, déjala actuar durante al menos 10 minutos en el cabello. Si quieres conseguir resultados duraderos, pruébalo durante un par de semanas, todos los días. Notará inmediatamente un cabello más sano y limpio.