¿Por qué algunas personas se mantienen delgadas mientras comen tanto?

La respuesta, según un estudio realizado en la Universidad de Cambridge, es la genética.

Hay preguntas que, cuando se trata de la nutrición, son más frecuentes que otras. Estas incluyen preguntas acerca de por qué muchas personas, a pesar de que comen mucho, tienden a mantenerse delgadas. En las próximas líneas, veamos juntos la respuesta a esta pregunta.

¿Cómo es que algunas personas no aumentan de peso aunque coman mucho?

Cuando te encuentras frente a una persona que come mucho pero no aumenta de peso, a menudo sucede, si en cambio tiendes a engordar, que dejas de lado consideraciones como «No es justo», «Toda la suerte para los demás».

Bueno, detrás de la imagen antes descrita, habría una explicación científica muy clara, ilustrada en un estudio de un grupo de investigadores de la Universidad de Cambridge. Los expertos en cuestión se centraron en los datos de un gran grupo de personas. En el estudio participaron 1.600 personas delgadas, 2.000 obesas y, como grupo de control, 10.400 personas consideradas de peso normal.

Se invitó a los participantes en el estudio a rellenar un cuestionario sobre sus hábitos alimenticios y su estilo de vida. ¿Qué surgió del seguimiento? Que los científicos fueron capaces de calcular la llamada puntuación de riesgo genético de cada persona.

Con estos datos en la mano, fue posible encontrar que tenemos mucho menos control sobre nuestro peso de lo que podemos pensar. Las personas obesas, según informan los miembros del equipo científico mencionado, tienen de hecho un mayor riesgo genético.

Esto, según los investigadores, podría abrir la puerta a desarrollos muy interesantes. Si pudiéramos encontrar los genes que impiden que las personas delgadas aumenten de peso, también podríamos, en su opinión, encontrar estrategias para ayudar a los que no tienen esta ventaja.

También puedes leer: Desde la dieta hasta la ducha, recomendaciones para las piernas hinchadas