Belleza

Razones por las que deberías ponerte henna en las cejas

Dentro de los tratamientos que se ofrecen para las cejas en los últimos tiempos, la henna se ha convertido en uno de los más populares.

¿Qué es la henna para las cejas?

La henna es un polvo que se obtiene de las hojas secas de un arbusto espinoso de la familia Lythraceae y se puede encontrar en zonas subtropicales como la India y Marruecos. Es un colorante natural que se utiliza desde tiempos ancestrales para teñir el cabello, pero también para hacer tatuajes decorativos y telas de colores.

En el caso de las cejas se utiliza para intensificar el color y teñir ligeramente la piel para modificar la forma del arco, definiéndolas y permitiéndoles corregir su forma, dando a las cejas un efecto más lleno y definido que además cubre las canas.

¿Cómo se hace?

El tratamiento con henna para las cejas se realiza en los salones de belleza, aunque también se puede hacer en casa de manera fácil. Lo único que debes hacer es comprar la henna del color adecuado para ti, mezclarla con agua y aplicarla en tus cejas con la ayuda de un pincel pequeño. Hay que recordar la importancia de aplicar el color de manera precisa y simétrica, para poder obtener el mismo efecto en ambas cejas, tanto en su forma como en la intensidad del color. Debes esperar al menos 10 minutos antes de retirarlo y lo puedes hacer con una gasa empapada de agua.

Duración del efecto.

El efecto de este tratamiento que también se conoce como “bio tatuaje”, es temporal. Y es que, a diferencia de otros tratamientos como el tatuaje de cejas o el microblading, donde el pigmento se almacena dentro de la piel, la henna pinta solo el cabello y la superficie de la piel y, en consecuencia, dura aproximadamente de 2 a 4 semanas, dependiendo del tipo de piel y de los productos de belleza que utilices.

La piel seca conservará mejor el color, mientras que en las pieles mixtas y grasas se desvanecerá mucho antes. Ten en cuenta que, si utilizas exfoliantes el color se desvanecerá anticipadamente.

Ventajas y desventajas.

Una de sus principales ventajas es la alta tolerabilidad, ya que, al ser un producto natural es poco probable que aparezcan reacciones alérgicas. Su costo frente a los tratamientos permanentes es otra ventaja en este tipo de tratamiento, su precio puede variar desde 20 hasta 50 euros. Asimismo, es rápido y práctico de realizar, tanto en el salón como en casa. Un gran beneficio cuando se hace de manera constante, es que la henna tiene propiedades curativas porque fortalece el cabello, lo que permite que las cejas se vuelvan más gruesas y llenas con el tiempo.

En realidad, la coloración de cejas a base de henna no tiene ningún tipo de desventaja como tal, solo su corta durabilidad, de modo que todos los meses debes retocar el color para tener tus cejas siempre perfectas.

Publicaciones relacionadas