Remedios naturales para eliminar los fibromas blandos o acrocordones

Mal llamados “verrugas”, los acrocordones son crecimientos de piel que aparecen en zonas típicas, como el cuello, las axilas y las ingles. Son muy comunes, más en hombres que en mujeres, y no son contagiosos.

Los fibromas colgantes son crecimientos cutáneos que muchos de nosotros podemos tener en nuestra piel. La mayoría de ellos son benignos, pero tienden a incomodar a más de uno debido a su aspecto antiestético.

¿Por qué aparecen?

Aunque hay muchos casos en los que aparecen debido a factores genéticos, lo cierto es que aún no se ha podido determinar completamente cuáles son las causas de su aparición. Algunas investigaciones señalan que factores como la piel grasa pueden potenciar su desarrollo con el pasar de los años.

Otra causa que se ha señalado como responsable de su desarrollo es la presencia del virus del papiloma, VPH, y su interacción directa con los componentes hormonales. De hecho, se ha comprobado que la aparición de estas pequeñas «verrugas» son mucho más frecuente en casos femeninos que masculinos y en grupos de edad avanzada.

¿Cómo deben tratarse?

No siempre es posible eliminar estos pequeños y molestos bultitos, existen casos en los que es posible reducir al mínimo su tamaño bebiendo mucha agua, usando cremas y sueros hidratantes, pero aun así no desaparecen completamente.

Un método de prevención muy eficaz es evitar los traumatismos o tensiones cutáneas continuas en las zonas más propensas a su aparición. Ten cuidado con el uso de collares muy ajustados, pulseras, joyas de cualquier tipo e incluso el uso de camisetas o prendas ajustadas, ya que pueden aumentar su propagación. Las zonas más afectadas y dónde más se proliferan son la zona axilar y la zona inguinal.

¿En qué consiste la eliminación quirúrgica con láser?

Los fibromas blandos pueden eliminarse con cualquier método destructivo correctamente aplicado por un dermatólogo: la cirugía, electrocoagulación, crioterapia o láser-terapia son buenas opciones. Es importante volver a recordar que no son verrugas, y que no deben tratarse con los clásicos líquidos antiverrugas de venta en farmacias, ni otros remedios populares basados en cáusticos o irritantes.

¿Qué hay de los remedios naturales?

Es posible eliminar estas verrugas con el uso de algunos remedios naturales que solo requieren de unos pocos ingredientes caseros. Por ejemplo, muchas personas usan hilos de seda para privarlas del flujo de sangre y líquido hasta que se secan y caen por si solas, pero este método no se recomienda cuando se trata de crecimientos de gran tamaño y que causen algún tipo de molestia.

Algunos otros remedios caseros requieren del uso de vinagre de sidra de manzana, el cual debe ser aplicado al menos dos veces al día para ir secándola hasta el punto en el que pueda caer sin causar dolor.