Un hombre despierta tras pasar doce años en coma

El amor de una madre no tiene límites. En este caso, Wei Mingy estuvo durante 12 años alimentando, limpiando y cuidando a su hijo en coma, el cual después de muchos años de espera, ha despertado por fin.

Su hijo se llama Wang Shubao, y despertó tras estar 12 años en coma vegetativo. Al momento de despertar, el hombre encontró a su lado a la mujer que estuvo desde el primer día velando, orando y luchando por él, alimentándolo, lavándolo y cuidándolo con todo el amor que solo una madre tiene para ofrecer.

El hombre de nacionalidad china que al momento de caer en coma tenía 36 años, quedó paralizado tras un trágico accidente de tráfico que lo dejó irremediablemente tetrapléjico y en estado de coma. Sin embargo, desde ese momento, Wei Mingying, su madre, no se separó de él ni por un segundo. Tanto así que cuando pasaron 3 años de vigilia continua en la sala del hospital, Wei decidió llevarlo a casa y cuidarlo por su cuenta.

Pese a estar viuda y completamente sola en este nuevo proceso para ambos, la mujer no se rindió e hizo todo lo necesario por su cuenta, desde el pago de la medicación hasta los cuidados especiales de su hijo, lo cual le trajo varias y altas deudas, a tal punto que tuvo que ayunar durante casi un mes y su peso bajo tanto hasta llegar a tan solo 30 kilos para ahorrar todo el dinero posible para los gastos necesarios para mantener a su hijo con vida. Así, todas las mañanas, durante 12 años, esta madre se levantaba para cuidar a su hijo en coma, mientras hacía lo posible para salir adelante.

Así fue como, en octubre del año pasado, Wang milagrosamente despertó después de tantos años, abrió sus ojos y le dio una gran sonrisa a su madre. Según lo informado por Wei, su hijo no puede comunicarse verbalmente, pero le basta con verlo sonreír y saber que puede escucharla llena de alegría. Para ella, ver a su hijo sonreír de nuevo representa su mayor meta y un deseo cumplido antes de morir.