El resfriado común puede desencadenar el sistema inmunológico contra Sars-Cov-2

Coronavirus: El resfriado común puede desencadenar el sistema inmunológico contra Sars-Cov-2. El estudio

Los anticuerpos desarrollados después de un resfriado común también pueden ser útiles contra el coronavirus. Es una teoría que se ha escuchado varias veces durante estos meses, ahora una confirmación (pero aún no definitiva) viene de un nuevo estudio.

Hay al menos cuatro coronavirus antiguos que causan el resfriado común y una exposición previa a estos microorganismos podría ayudar a nuestra respuesta inmune al nuevo coronavirus.

Como se sabe ahora, el SARS-CoV-2 pertenece a la familia de los coronavirus, que debe su nombre a una proteína parecida a una corona que estos microorganismos utilizan para adherirse a receptores celulares específicos con el fin de infectarlos.

Se sabe desde hace tiempo que algunos virus de esta familia son los causantes del resfriado común. En particular hay 4, los llamados 229E, NL63, OC43 y HKU1, que pueden causar enfermedades leves a moderadas del tracto respiratorio superior.

El estudio

Un nuevo estudio, realizado por un equipo coordinado por Alessandro Sette del Instituto de Inmunología de La Jolla y publicado en Science, ha demostrado que las personas expuestas a estos coronavirus más antiguos también están protegidas de alguna manera del SARS-CoV-2. Esto no significa que sean completamente inmunes, sino que desarrollan una infección con síntomas más leves.

Investigaciones anteriores del mismo equipo de expertos habían demostrado que hay personas que, aunque nunca hayan contraído el Covid-19, todavía tienen algunas células inmunes T (linfocitos T ayudantes) capaces de responder al nuevo virus.

Con el nuevo estudio los investigadores trataron de entender por qué y para ello analizaron muestras de sangre recogidas en San Diego entre 2015 y 2018, antes de que se desarrollara la epidemia de coronavirus.

Pudieron ver que los linfocitos T encontrados en la sangre de las personas a las que se les tomó la muestra fueron capaces de reconocer, y por consiguiente reaccionar, no sólo contra el ya pasado virus del resfriado sino también contra el nuevo coronavirus. Una especie de «inmunidad cruzada», en resumen, lo que también explicaría por qué algunas personas se enfermaron de Covid-19 en forma leve o asintomática.

A la luz de estos hallazgos, los investigadores llegaron a la conclusión de que parte de la población podría tener una mejor respuesta al SARS-CoV-2, debido a la exposición previa a los coronavirus que causan el resfriado común.

Sin embargo, es importante señalar que hasta ahora ningún estudio ha demostrado que la exposición a coronavirus anteriores ofrezca una protección total contra el Covid-19. Esto puede ser así, pero no hay suficientes pruebas que lo demuestren y también se necesitan más estudios para confirmar que el resfriado común tiene efectivamente ese efecto protector.

También puedes leer: Abdomen hinchado: consejos y remedios naturales