Una mujer cuidó una planta durante dos años sin notar que era de plástico

La protagonista de este gracioso episodio es una mujer californiana: «Me encontraba muy orgullosa de mi planta, tanto que le di todo mi amor durante mucho tiempo. Siento que estos dos años han sido una completa mentira» .

Caelie Wilkes, cuidó de esta planta durante dos años enteros, todo ese tiempo estuvo lleno de felicidad y orgullo al verla tan saludable, en su máximo esplendor. Tanto así que sus vecinos la veían con admiración y le preguntaban su secreto para mantenerla tan bien,  hasta que un día descubrió que se trataba de una planta falsa.

Caelie solo se dio cuenta de su error cuando intentó cambiar la planta de maceta. Entre decepción y vergüenza, decidió contar su historia en redes sociales, haciéndose viral al poco tiento en Facebook, acaparando los comentarios de miles de personas.

«He tenido esta hermosa planta durante unos dos años, me encontraba muy orgullosa de su belleza, tenía hojas hermosas, su color es maravilloso, se trata de una planta perfecta. Hace poco la puse frente a la ventana de la cocina para verla constantemente, tenía hasta un horario para regarla y me colocaba a la defensiva si alguien más quería hacerlo por mí o intentaba tocarla, ya que quería ser la única que pudiese acercarse a ella. Definitivamente me encantaba mucho», cuenta en su post de Facebook.

NO TE LO PIERDAS!
Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias AURANA

Recibe puntualmente todas las noticias e informaciónes relacionadas con Aurana

Invalid email address
Puede darse de baja en cualquier momento.

El afecto de la mujer fue tal que, en cierto punto, chocó contra la dura realidad y no fue nada sencillo, en su publicación cuenta: «Resulta que hoy había tomado la decisión de cambiarla de maceta, había encontrado la más bella que vi en mi vida, le encajaba perfectamente. Intenté sacarla de su vieja maceta de plástico y me di cuenta de que la planta era falsa». Con gran vergüenza agrega: «¡Le di todo mi amor! Le limpiaba constantemente sus hojas con mucho cuidado, luchaba por que se mantuviera igual de linda todo el tiempo, pero ahora me doy cuenta de que está hecha de plástico. No entiendo como pude creer esto durante tanto tiempo, estoy muy avergonzada».

Por último, dice: «Siento que estos dos años han sido toda una mentira». Lo más sorprendente es que en muy poco tiempo llegaron los mensajes de otros usuarios, que la consolaron por su situación y se reflejaron en su historia: «Este soy yo, suena como si estuviéramos hablando de mi última relación sentimental, o, no eres la única que ha sido engañada, te comprendo completamente», comentaban muchos usuarios en la historia ahora viral. Otros la invitaban a conseguir una planta real ahora, ya que ha sido tan buena cuidadora de una falsa, sin duda puede cuidar bien de una real, ya que solo se trata de un pequeño error que demuestra que está más que preparada para cuidar a otros tipos de plantas o incluso mascotas.