Vitamina D: como descubrir la deficiencia sin análisis de sangre

Según una investigación realizada por el Trinity College de Dublín y del St James’s Hospital, publicado en «nutrients”, en el futuro será suficiente un pelo para medir la cantidad de vitamina D en el cuerpo, evitando los análisis de sangre.

La falta de vitamina D ha alcanzado proporciones epidémicas en el mundo (se estima que más de mil millones de personas están afectadas):  está relacionada con la salud ósea, pero también puede ser un factor de riesgo para la depresión, las enfermedades cardiovasculares, la diabetes y el cáncer.

Actualmente, para detectar la cantidad de vitamina D presente en el cuerpo son necesarias pruebas de sangre, que sin embargo registran el valor en un momento específico: el cabello, sin embargo, crece alrededor de un 1 cm por mes y, podría revelar el estado de la ingesta de vitamina D durante varios meses.

La investigación también podría tener aplicaciones en el campo arqueológico: el cabello, junto con los dientes, son algunos de los materiales biológicos que más resisten después de la muerte y la presencia de vitamina D podría proporcionar detalles sobre la vida de las poblaciones antiguas.

Los autores señalan que se necesitan más investigaciones para establecer la relación exacta entre la concentración de vitamina D en la sangre y la del cabello.