Salud

10 síntomas silenciosos de la anemia y cómo tratarla

La anemia es una condición en la que el organismo no tiene suficientes glóbulos rojos sanos para transportar oxígeno a través del cuerpo. Existen diferentes formas de anemia, cada una con sus propios síntomas y causas. Algunas personas nacen anémicas debido a condiciones genéticas, pero la mayoría de los casos de anemia se deben a deficiencias de hierro o vitamina B12. Estos dos nutrientes, junto con el folato, son esenciales para la producción de glóbulos rojos sanos.

Cansancio extremo

Uno de los síntomas más comunes y significativos de la anemia es la fatiga extrema. La falta de glóbulos rojos y, por lo tanto, de oxígeno en el cuerpo puede provocar una sensación general de agotamiento. La fatiga puede variar de una persona a otra, algunos pueden sentirse simplemente más cansados, mientras que otros pueden experimentar dificultades para realizar actividades físicas. Si experimentas una fatiga persistente, es importante consultar a un médico para evaluar si la anemia es la causa.

Falta de aliento y mareos

Cuando el organismo carece de hierro o vitamina B12 para producir suficiente hemoglobina, la proteína que transporta el oxígeno en los glóbulos rojos, hace que se produzca una falta de oxígeno en ciertas partes del cuerpo. Esto puede resultar en falta de aliento y mareos. La falta de oxígeno en el cerebro puede causar vértigo o mareos. Si experimentas estos síntomas, es importante buscar atención médica para determinar si la anemia está presente.

Palidez en la piel

La falta de glóbulos rojos sanos puede afectar la irrigación sanguínea de la piel, lo que puede llevar a una palidez o aspecto ceroso. Si notas que tu piel se ve más pálida de lo normal, especialmente en áreas que usualmente tienen un tono rosado, podría ser un indicio de anemia.

Dolor en el pecho

Cuando hay una falta de glóbulos rojos en el organismo, el corazón tiene que trabajar más para hacer circular la sangre. Esto puede llevar a un aumento de la frecuencia cardíaca y, en algunos casos, a dolor en el pecho. Si experimentas dolor en el pecho, especialmente si tienes antecedentes de problemas cardíacos, debes buscar atención médica de inmediato.

Anemia en grupos de riesgo

Algunos grupos tienen un mayor riesgo de desarrollar anemia. Las mujeres embarazadas, por ejemplo, necesitan producir más sangre para apoyar el crecimiento y desarrollo del bebé. Si el bebé no recibe suficiente hierro, vitamina B12 o folato, puede haber una disminución en la producción de glóbulos rojos sanos. Las personas que tienen trastornos gastrointestinales, como úlceras, hemorroides, inflamación del estómago o cáncer, también pueden estar en riesgo de anemia debido a la pérdida crónica de sangre.

Anemia en dietas vegetarianas y veganas

Las personas que siguen dietas vegetarianas o veganas pueden tener un mayor riesgo de desarrollar deficiencias de hierro y vitamina B12, ya que estos nutrientes se encuentran principalmente en alimentos de origen animal. Aunque se puede obtener hierro de fuentes vegetales como la soja y las verduras de hoja verde oscuro, la vitamina B12 solo se encuentra en alimentos de origen animal. Aquellos que siguen una dieta vegana deben considerar tomar suplementos de vitamina B12 para evitar deficiencias.

Pica: un síntoma inusual de la anemia

La pica es un síntoma poco común de la anemia que se caracteriza por el deseo de consumir sustancias no alimenticias como hielo, bicarbonato de sodio, arcilla, lápices o pintura seca. Aunque aún se desconoce la razón exacta detrás de este trastorno alimentario, se cree que está relacionado con la deficiencia de hierro. Si experimentas estos antojos inusuales, es importante buscar atención médica para evaluar si la anemia es la causa.

Sensación de frío en manos y pies

Si notas que tus manos y pies están más fríos de lo normal, esto podría ser un signo de anemia. El hierro ayuda a las células sanguíneas a proporcionar calor y nutrientes a todas las células del cuerpo.

Dolores de cabeza frecuentes

Aunque los dolores de cabeza pueden tener muchas causas, si experimentas dolores de cabeza frecuentes, podría ser necesario verificar tus niveles de hierro. Los dolores de cabeza pueden variar desde leves hasta migrañas intensas. No ignores estos síntomas y busca atención médica si son persistentes.

Palpitaciones cardíacas irregulares

Las palpitaciones cardíacas o los latidos del corazón irregulares pueden ser otro signo de anemia. La falta de hemoglobina en la sangre puede hacer que el corazón trabaje más duro para transportar el oxígeno. Esto puede dar la sensación de que el corazón late de forma irregular o rápida. Si experimentas palpitaciones cardíacas junto con otros síntomas, es importante buscar atención médica.

Tratamiento de la anemia

Si experimentas alguno de estos síntomas y sospechas que podrías tener anemia, es importante consultar a un médico para un diagnóstico adecuado. No se recomienda tomar medicamentos de venta libre para tratar la anemia, ya que no existe una solución única para todos los tipos de anemia. Es fundamental comprender la causa de la deficiencia para poder trabajar con un médico o dietista para corregir la dieta y tratar la anemia de manera efectiva.

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Veronica Pereira