Moda

Las prendas que no debes usar después de los 30

Como mujeres, tenemos la libertad de vestirnos como queramos y sentirnos cómodas con nuestra ropa. Sin embargo, a medida que vamos cumpliendo años, es importante tener en cuenta algunas reglas de etiqueta relacionadas con la elección de nuestras prendas. Para empezar, te guiaremos para que evites errores de vestimenta una vez que hayas sobrepasado los 30 años. ¿Estás lista para despedirte de algunas prendas y accesorios? Sigue estas sencillas reglas y no te equivocarás.

Di no a los shorts muy cortos

Una de las primeras reglas del club de los 30 es no usar shorts muy cortos, que son más apropiados para las jóvenes de veinte años. No se trata solo de la tonificación de tu cuerpo, ya que muchas mujeres de más de 30 años están en excelente forma física, sino de una cuestión de buen gusto y etiqueta. A partir de los 30, ya no somos adolescentes, sino mujeres adultas, y debemos tener en cuenta el decoro y la etiqueta correspondientes.

Si te encantan los shorts, reemplázalos por bermudas o pantalones cortos estilo culotte, los cuales te mantendrán a la moda y lucirás muy chic.

Adiós a los tops cortos

Otra prenda que debes dejar de usar después de los 30 son los tops cortos. Mostrar el ombligo y el abdomen puede ser trendy a los 18 o 20 años, pero no más allá de eso. Incluso si te mantienes en excelente forma física, esto se trata de elegancia. A medida que crecemos, debemos tener en cuenta el criterio y la etiqueta que corresponden a nuestra edad.

Si no puedes renunciar al efecto crop top, opta por una blusa de seda que puedas anudar. De esta manera, mostrarás un poco de piel sin exagerar.

Di adiós a los dibujos animados

Despídete de todas las prendas que representen el imaginario infantil, como las camisetas con personajes de dibujos animados. Estas prendas ya no son apropiadas para usar en tu guardarropa. Además, las estampas demasiado coloridas y llamativas también deben ser evitadas una vez que hayas superado los 20 años. Reemplaza los estampados llamativos con prendas de un solo color o en tonos neutros más sobrios.

No más jeans rasgados

Los jeans rasgados pueden ser muy populares, pero después de los 30, debes dejar de tentarte con ellos. Aunque siempre están de moda, es hora de deshacerte de ellos. Si no puedes vivir sin tus jeans rasgados, opta por parches con diseños vintage o estilo patchwork y podrás lucir a la moda.

Olvídate de las bolsos extravagantes

Las bolsas con formas extravagantes, como muñecos, casas, animales o detalles juguetones como peluches y lentejuelas, deben ser eliminadas de tu armario después de los 30 años. A partir de esta edad, debes optar por bolsos más sobrios, funcionales, elegantes y versátiles, adecuados tanto para el trabajo como para el estudio.

Foto Freepik

No a los pantalones de ciclista

Los pantalones de ciclista pueden ser una tendencia muy popular, pero después de los 30 años, debes dejar de usarlos, a menos que realmente te dediques al ciclismo. A partir de ahora, estos pantalones solo deben ser usados si realmente vas a montar en bicicleta. Si te gustan los pantalones ajustados y cómodos, opta por unos jogger que sean más apropiados para tu edad.

Elige prendas de calidad

A partir de los 30 años, es importante tener en cuenta la calidad de las prendas que compramos. Evita los tejidos baratos y opta por prendas clásicas y atemporales que te hagan lucir elegante y sofisticada. Invierte en piezas de calidad que te duren mucho tiempo y que puedas combinar de diferentes formas.

Opta por prendas de cintura alta

Evita los pantalones de cintura baja que revelan demasiado y opta por prendas de cintura alta. Las prendas de cintura alta son más favorecedoras y te harán lucir más sofisticada y elegante.

Elige zapatos cómodos y elegantes

Opta por zapatos que sean cómodos pero también elegantes. Tanto los zapatos de tacón alto como los zapatos planos pueden ser una buena opción, siempre y cuando te hagan sentir bien contigo misma y se ajusten perfectamente.

Cuida tu imagen personal

A medida que crecemos, es importante cuidar nuestra imagen personal. Mantén tu ropa limpia, planchada y en buen estado. Presta atención a los detalles y asegúrate de que tu apariencia sea pulida y sofisticada.

Sé fiel a tu propio estilo

Aunque es importante tener en cuenta las reglas de vestimenta para mujeres de más de 30 años, también es fundamental ser fiel a tu propio estilo. Siempre es bueno experimentar con nuevas tendencias, pero recuerda que lo más importante es sentirte cómoda y segura con tu apariencia. Encuentra un equilibrio entre las tendencias actuales y tu propio estilo personal.

¿Le resultó útil este artículo?
Lee también:
Veronica Pereira